Torre del Bierzo celebró una nueva edición de la fiesta de Las Candelas en la que, una vez más, el protagonismo absoluto fue para sus vecinos. De hecho, en esta ocasión no fue uno, sino cuatro mantenedores: cuatro personas que ostentaron el cargo de presidente del Hogar del Pensionista, con la ausencia de un quinto ya fallecido.

Igual que en las ediciones anteriores, el mantenedor debe tener un vínculo con Torre del Bierzo, bien porque se trate de un torrelano o bien porque es un descendiente de la localidad. De esta forma, la fiesta de Las Candelas, que este año cumplió su séptima edición desde la recuperación en 2008, también sirve para homenajear a la figura del mantenedor.

El alcalde de Torre del Bierzo, Manuel Merayo aseguró que esta apuesta por los mantenedores locales no cambiará, porque, manifestó, "hay que reconocer a la gente que está trabajando por el pueblo día a día".

El primer edil expresó su gratitud con el Hogar del Pensionista, que se ha implicado en actividades organizadas en la localidad, y en concreto esta fiesta del Botillo. "Es una colaboración Ayuntamiento y Hogar, porque antes lo hacía siempre el Hogar, y evidentemente los presidentes siempre han trabajado a favor del pueblo".

Agustín Álvarez Méndez, José Rodríguez Campos, Soledad Viloria y Saturnino Martín dirigieron unas palabras a los presentes, en algunos casos a pesar, incluso, de los nervios que no ocultaron fruto de la emoción por ostentar tan importante cargo en la localidad.

Esta fue la primera fiesta gastronómica con el botillo como protagonista en la que participaron 140 comensales.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador