En la Comisión de Sanidad celebrada esta mañana en las Cortes de Castilla y León, el PP ha rechazado la Proposición no de Ley presentada por el Grupo Socialista que instaba a la Junta de Castilla y León a realizar los trámites necesarios para que las obras del centro de calud de Bembibre se iniciaran este año, según informó la agrupación comarcal del PSOE.

Durante el debate, el Grupo Popular presentó una enmienda cuyo texto proponía “culminar los trámites para la construcción del Centro de Salud cuando las disponibilidades presupuestarias lo permitan”.

La procuradora socialista, Ángela Marqués, encargada de defender la iniciativa, rechazó la enmienda popular ya que “no comprometía en nada a la Junta de Castilla y León y no garantizaba que se desbloquease la situación que se viene arrastrando desde años” apuntó Marqués. Y es que, a lo largo del debate, el propio PP reconoció que las obras no se habían iniciado por la “ralentización” de las inversiones en infraestructuras por parte de la Junta.

Los socialistas destacan los precedentes que rodean el proyecto y consideraron que “hoy era necesario un compromiso concreto y no respaldar un cheque en blanco que ninguna seguridad aportaría a los vecinos de Bembibre y todo el Bierzo Alto de ver finalmente construido ese centro tantos años demandado”.

En este sentido, desde el PSOE han recordado como ya en 2006 hubo una cantidad presupuestada de 320.000 euros, o que en 2010 la Junta anunció su licitación y que en demasiadas ocasiones, distintos cargos de la Junta de Castilla y León anunciaron el inicio de las obras de forma inminente o en “el plazo de tiempo más breve posible”, como hizo en el año 2008 el entonces Delegado Territorial de la Junta, Eduardo Fernández, sin que hasta la fecha se haya comenzado la construcción.

Para intentar conseguir un acuerdo, la procuradora berciana, propuso incluso la modificación de la propuesta socialista con el objetivo de dar mayor margen de maniobra a la Junta y compatibilizar cierta flexibilidad con un grado suficiente de exigencia, de forma que se asegurase que las obras de este centro se iniciaran al menos, antes del final de esta legislatura. El PP se negó rotundamente a aceptar siquiera este planteamiento y votaron en contra de la Proposición no de ley.

Finalmente Marqués ha querido resaltar la presión hostil que los procuradores del Grupo Popular ejercieron hacia los procuradores del PP de la provincia de León presentes en la comisión con la clara intención de que fracasara la negociación que estaban realizando, durante un breve receso de la comisión, la procuradora socialista Ángela Marqués y el procurador popular Fidentino Reyero, encargado de fijar la posición por parte de su grupo.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

warhol_360