La Ribera de Folgoso celebró el solsticio de verano con el encendido de la hoguera purificadora, bendecida por un “druida” muy especial, el escritor y periodista Nicanor García Ordiz, que fue el elegido este año para dar la bienvenida al verano con un pregón cargado de tradición y simbolismos.

Tras el encendido de la hoguera, donde se quemó lo malo y lo viejo para dar paso a lo nuevo y a los buenos deseos, continuó la fiestas con chocolate, frisuelos y queimada, al son de la música. El acto estuvo organizado por la Asociación ACAR

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador