Pocas veces el nombre de un grupo ha explicado tan bien sus aspiraciones sonoras. La música de THE MAGIC THEATRE es una evocación dramática sin límites, miles de historias parecen fluir entre sus melodías, a través de la riqueza tímbrica de su vastísima instrumentación, entre sus arreglos imposibles y las miles de influencias de todo el mundo que llenan sus canciones. La fantasía y la imaginación hecha música, algo que Dan Popplewell y Sophia Churney subliman con su segundo disco, “The Long Way Home”, primero para Elefant Records.
Desde que se conocieron como parte de OOBERMAN, la banda británica que consiguió hace más de una década un single del año para The Times y para el programa de Radio One de Mark Radcliffecon “Shorley Wall”, Popplewell y Churney han tenido la pulsión de trabajar juntos, algo que se concretó finalmente hace escasos años con el nacimiento de THE MAGIC THEATRE. Después de un delicioso primer disco que planteaba todos los parámetros que aquí magnifican, llega su fichaje para Elefant Records. Y después de aquel maravilloso single, “I Got The Answer”, tema también presente en este disco, por fin tenemos aquí “The Long Way Home”.
 
Y la magia no tarda en aparecer. “The Sampler”, una historia de una chica victoriana que está enferma e intenta terminar un bordado a tiempo para el día de su cumpleaños, parece un cuento de hadas imaginado por Tim Burton y musicado por el célebre Danny Elfman, con sus arreglos que te mecen entre el misterio y la inocencia, creando un ambiente de ensoñación. “It Was Glorious” muestra toda la complejidad de sus composiciones, estructuras y ritmos constantemente cambiantes, como si LOVE empujaran su lirismo hasta acabar exhaustos, para un tema que crece como los recuerdos que nos hacen creer lo maravillosa que es la vida. “Festival Of Fire” es un exótico tema inundado de efervescencias hindúes y arábigas, con unas cuerdas majestuosas e impactantes, un requiebro al oyente entre una instrumentación casi inabarcable, y con un espíritu colorista, épico y bailable. A estas alturas ya nos hemos dado cuenta que aquí estamos hablando de palabras mayores, unos músicos que no conciben límites que cerquen su creatividad, cualquier cosa es posible: ese es el gran logro de THE MAGIC THEATRE, crear en el oyente la expectación por lo insospechado. Y en ese momento entra esa caricia folk que es “I Got The Answer”, que sorprende por la presencia de las percusiones brasileñas. Una vez más, somos conscientes, cualquier cosa puede ocurrir en cualquier canción de “The Long Way Home”.
 
“Your Hateful Armchair” nos cuenta otra leyenda victoriana en la que una mujer droga a su diabólico marido para poder escapar de él remando a la luz de la Luna; va creciendo épicamente a golpe de cuerdas de piano, para dar paso a una de las canciones más psicodélicas e impactantes del disco. “Cathedrals Of The Mind”, una canción que nos habla sobre la grandeza y la locura de algunos de los grandes logros de la humanidad, juega con la elegancia de CAMERA OBSCURA, la  épica emocional de THE WALKER BROTHERS y la energía cortante de THE CLASH para desarrollar los mundos inconcebibles desarrollados por la mente humana, como una pesadilla que ahoga hasta la extenuación. “Love Is Blue” (que también aparecía en el single de adelanto “I Got The Answer”) es una versión de la canción que André Popp compuso para que Vicky Leandros representase a Luxemburgo en Eurovision 1967 y que posteriormente Paul Mauriat convirtió en número 1 en Estados Unidos, y que demuestra la delicadeza de Dan y Sophia con los arreglos y su ascendencia barroca, evocándonos la deliciosa versión que Claudine Longet publicó en 1968.
 
“I Want To Die By Your Side” es una exquisita muestra de pop de cámara, una declaración de amor universal, embutida de bucolismo y belleza, uno de los momentos más estremecedores y hermosos del disco. “Heart Strings” vuelve al ambiente misterioso con una inquietante y hermosa canción que trata acerca de la muerte de alguien muy cercano. La canción que da título al disco cierra esta referencia con un maravilloso lirismo que nos recuerda a THE GENTLE WAVES insistiendo en la filosofía que el disco desprende, “tomar el largo camino a casa / porque la vida no merece la pena sin amor / (…) y sumerjámonos en los últimos rayos del Sol...”
 
El segundo disco de THE MAGIC THEATRE tiene las cualidades de los grandes álbumes: la inmediatez y la capacidad de atraparte a la primera, y la complejidad, los rincones oscuros, los detalles sutiles, el mundo interior que requiere un alto número de escuchas para poder disfrutarlas en su plenitud. Señoras y señores, se abre el telón.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador