Cualquier aparición discográfica protagonizada por Teresa Iturrioz e Ibon Errazkin es un gran signo de interrogación, resulta absolutamente imprevisible saber que caminos trazarán en cada nueva entrega y esa incertidumbre es precisamente para muchos seguidores del dúo, uno de sus mayores encantos. Nunca se sabe con que nos van a sorprender, pero lo que si es seguro es que caeremos rendidos sin remedio ante sus letras, sus melodías, sus arreglos y ese universo tan singular que han ido creando durante todos estos años.

“Rea” es el mejor disco de SINGLE, sumergirse en sus canciones y descubrir todas las sorpresas que esconde es algo mágico. Un disco que abunda en el dub y el reggae que tanto apasionan a Ibon y Teresa, y que tiene como referencia principal el Lovers Rock, un movimiento cuyos inicios se encuentran en los primeros días del reggae, cuando importantes cantantes jamaicanos y estadounidenses como Ken Boothe, Johnny Nash y John Holt lograron un gran éxito internacional a través de versiones reggae de populares canciones de amor, y que acabó encontrando su estabilización en Londres gracias al trabajo de Dennis y Eve Harris, que fundaron el sello que dio nombre al estilo, un estilo que triunfó con artistas como Janet Kay, Louisa Marks o 15-16-17.
 
Eso ha propiciado que los temas profundicen más en un espíritu pop, manteniendo cierta capacidad hipnótica. Aunque ante esto contrasta el mayor desarrollo instrumental de temas como “Siete” o “Palmeras”, en la línea de los extended mixes que caracterizaron la música disco desde sus inicios, o ese vodevilesco “Me Enamoré”, con el rapeo de Garbanzo, que crea un mundo de fantasía grotesco y ácido que haría las delicias, al tiempo, de Danny Elfman y de Quevedo, y que bordea libérrimamente por momentos el reggeatón. “Globo De Helio” es una especie de tecno-pop abstracto y evanescente que esconde entre sus líneas huidizas la delicadeza y la dulzura de LE MANS, la ya mencionada “Siete” esta empapada de tropicalismo y “Rea”, que da título al álbum, es una victoria innegable.
 
Como ya va siendo habitual en los álbumes de SINGLE, las canciones de Ibon y Teresa comparten espacio con una versión. En “Pío Pío”, su primer álbum, fue “Recuerdo Escolar” de Lole y Manuel, en “Monólogo Interior”, “Gracias A La Vida” de Violeta Parra y en “Anexo”, “El Amor En Fuga”, su versión del tema original de Alain Souchon y Laurent Voulzy para la película de François Truffaut “L’amour En Fuite” de 1979. En “Rea” nos ofrecen una danzarina y atrayente versión de “La Moto”, del compositor uruguayo Leo Maslíah,otro artista incómodo, inclasificable e imprevisible.

Detrás de los sonidos de este disco se encuentra la colaboración de Gregori Ferrer, del COL∙LECTIU BROSSA, que da con su clavicémbalo un toque seductor y lisérgico a “Me Enamoré”, “Rea” y “Nota Mental”; pero sobre todo, cabe destacar la producción de HIDROGENESSE, con un Genís hiperactivo delante y detrás de los mandos, haciendo eclosionar una aleación imposible de talentos creativos irrepetibles.

Para vestir un trabajo tan especial, Javier Aramburu, ha creado de nuevo una portada sorprendente e impactante, "Teresa Corazón de León", un lienzo lleno de fantasía que refleja perfectamente la magia que desprenden las canciones de SINGLE. Porque “Rea” es justo todo lo contrario que indica su título. Porque la única prisión que encierra a SINGLE es la visión libre de la música, de la creación y de la vida. Porque esto es música para gente que entiende los discos como un desafío… porque esto también es un viaje de humor, ironía, y en esta ocasión más que nunca, de mucho amor.

 

{module ANUNCIOS GOOGLE PIE}

 

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador