El cabaret dramático en forma de concierto que protagoniza Asier Etzxeandía en El intérprete empezó en los circuitos off madrileños para saltar rápidamente a los mejores escenarios del país, en un proceso que no ha parado de crecer. El secreto es la potencia y la energía que despliega en el escenario este cantante y actor vasco, que convierte el espectáculo en algo más que un mero concierto

 

Aunque tal vez no sea muy reconocido para el gran público, el actor y cantante bilbaíno Asier Etxeandia tiene una amplia y prestigiosa carrera, tanto en el cine como en el teatro. En 2012 recibió el premio Max a la mejor interpretación masculina por La Avería. Su papel de maestro de ceremonias en el musical Cabaret le valió los premios de la Unión de Actores y el Telón Chivas a Actor revelación. Por otras razones, una polémica foto suya le hizo popular, al recibir quejas de sectores radicales su imagen caracterizado como Jesucristo para la exposición Camerinos de Sergio Parra.

Asier Etxeandia aprendió a hablar cantando, repitiendo las canciones que sonaban en la radio de su infancia. Siempre ha necesitado cantar. Esta necesidad propicia el encuentro con el compositor Tao Gutiérrez, que cuenta con una extensa vida profesional y un amor extremo a la música. De esta unión artística nace El Intérprete, un viaje musical a través de aquellas canciones e intérpretes dramáticos y solitarios que forman parte de nuestras vidas y de las de muchos otros antes que nosotros: de Kurt Weill, Lucho Gatica, Chavela Vargas o La Lupe a Gardel, Talking Heads, David Bowie o Rolling Stones.

El Intérprete es un concierto íntimo y elegante, un cabaret dramático y electrizante en el que “Asier pasa con la ligereza que solo los grandes pueden conseguir del tango al más furioso rock, de Weill a una ranchera cantada como si fuera el desgarrado nieto de Chavela Vargas.

 

{module ANUNCIOS GOOGLE PIE}

 

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador