El musical La llamada, protagonizado, entre otros, por Macarena García, Premio Goya a la mejor actriz revelación por Blancanieves, pasó del off madrileño a llenar el Teatro Lara a base de descaro, alegría contagiosa y una contundente banda en directo.

Agosto 2013. Segovia. Campamento cristiano La Brújula. Bernarda, una monja recién llegada, quiere salvar el campamento con su canción Viviremos firmes en la fe. Milagros, una novicia con dudas, recuerda lo mucho que le gustaba Presuntos Implicados. Y María y Susana, dos adolescentes castigadas, tienen un grupo que se llama Suma Latina. Pero desde que Dios se le aparece a María cada noche, todo está cambiando. Y es que a Dios le encanta Whitney Houston...

Con estos mimbres se teje La llamada, una comedia musical sobre el paso de la adolescencia a la madurez, sobre la amistad, el despertar, el electro-latino, el derecho a cambiar y sobre cómo seguir tu camino siendo tú mismo. Los jóvenes autores y directores de la pieza, Javier Ambrossi y Javier Calvo, advierten que "La llamada es un singular cóctel entre Disney y el teatro underground de corte naíf, la evolución posmoderna de un Almodóvar pijo y sin traumas"

“Nuestro tipo de humor es algo que es muy bonito, casi como romántico, una cosa como muy pastel, pero que a la vez es como muy ridícula”, dice Ambrossi. “Una línea muy complicada entre algo que te hace gracia, pero que te emociona un poco”.

Acompañando a Macarena García, en el reparto aparece una inconmensurable pareja de monjas: Gracia Olayo y Belén Cuesta, casi una versión juvenil de María Barranco en Mujeres al borde un ataque de nervios. "Podría ser la deliciosa respuesta malagueña a la novicia de Sonrisas y lágrimas: bondad sin baba, encanto a flor de piel", ha escrito Marcos Ordóñez.

Con ellas, Andrea Ros y Richard Collins Moore, que interpreta al mismísimo Dios y que, dice la crítica "tumba de espaldas, por planta y por voz impresionante: un Dios vestido como Elvis en Las Vegas, que canta lo más granado de Whitney Houston con una vela a Johnny Cash y otra a Roy Orbison, que se ríe de las grandes palabras y cautiva a María con los sones de I will always love you". La banda en directo está compuesta por Jaime Vaquero, Diego García, Alberto Torres y Alejandro de Lucas.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador