Varios miembros del C.D. Bembibre BTT se dieron cita en la Plaza Santa Bárbara de Bembibre, para salir a la conquista de la emblemática cumbre del Catoute. Pero… ¿se puede llegar a la cima del Catoute en bicicleta? Ellos demostraron que si.

A las 8.45 h de la mañana, salieron en dirección a Noceda los nueve ciclistas que tomaron parte en esta aventura, para ascender la primera dificultad en la maravillosa sierra de Gistredo, el alto de Cornapinos. Desde allí se divisa ya el siguiente objetivo, el cortafuegos que dejaría al grupo en el cordal por el que pretendían llegar a la cima del Catoute.

Con una temperatura agradable y disfrutando del paisaje, el grupo continúa pedaleando hasta el pie del cortafuegos. Allí el camino se complica, con zonas en las que es necesario bajarse de la bicicleta, hasta que a falta de 200 metros la fuerte pendiente no deja más alternativa a los ciclistas que echarse la bici al hombro, para alcanzar de esta forma el airoso y, en algunos tramos, expuesto cresterío, que los dejaría a pies del Catoute. Es el momento para tomarse un respiro y reponer fuerzas antes de afrontar la zona más complicada del recorrido.

El grupo reanuda la marcha por el sendero marcado, en un continuo sube y baja que les obliga a cargar con la bici en las subidas para gozar al máximo en las bajadas, disfrutando también de los preciosos valles que rodean el camino a ambos lados de la montaña. Así continúa el recorrido, en torno siempre a los 2000 metros de altitud, superando o bordeando cotas intermedias que salva la senda, para regresar luego al filo de la arista.

Después de seis horas, a las 14.45 h, el grupo llegó a la cima del Catoute ante el asombro de los montañeros que allí se encontraban. Tras la sorpresa inicial, quisieron inmortalizar el momento fotografiándose con los ciclistas para, según sus propias palabras, dar fe de la gesta que estaban contemplando, ya que si solo lo contaban no les iban a creer. 

Después de dar buena cuenta de los bocadillos y recuperar un poco de energía, los nueve ciclistas iniciaron el regreso, cogiendo a pie de cumbre un largo sendero, rápido, técnico y agotador, de una gran belleza que se multiplica encima de la bicicleta. Esa preciosa senda finaliza en una zona de pastos, y tras varios kilómetros de recorrido por pistas llega a la localidad de Salentinos.

La reflexión final, después de 90 kilómetros de recorrido y 3000 metros de desnivel acumulado, en que el CD BEMBIBRE BTT escribió por primera vez su nombre en la cima del Catoute, es que sin lugar a dudas la aventura mereció la pena: se sufrió mucho para llegar a la cima, pero fue mucho mayor la satisfacción por haberlo conseguido. Y a pesar de que al regreso todos parecían estar de acuerdo en que, por su exigencia física, esta aventura solo se haría una vez en la vida, o como dice el dicho popular, “una y no más Santo Tomás”, lo cierto es que con el paso de los días se empieza a ver de otra manera y es posible que pase a formar parte del calendario anual del Club.

Comentarios  

0 #16 FELICIdADESFrancisco G. Albares 08-09-2012 02:11
Cuando yo subí, por supuesto a pie, hace ya bastantes años, al Catoute directametne desde Colinas me esperaba una placa en la cima que decía: "Eres un bestia; has subido al Catoute". ¿Qué habría que poner en una nueva placa a estos fenómenos? Enhorabuena a todos. Por cierto, lo peor la bajada...
0 #17 ole ole y oleyo 20-09-2012 15:50
Jo pe con lo que me costo a mi subir andando, no me lo puedo imaginar en bici yo seria incapaz, sois unos campeones y unos heroes no lo dudeis, pero como me paso a mi cuando estas arriba se te olvida todo por que las vistas desde alli son preciosas, yo aunque me costo mucho el año que viene repetire, asi que espero que a vosotros os pase lo mismo. animo campeones y a por otro. oleeeeeeeeeeeee eeeeeeee

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador