Los de Iván lograron la segunda victoria de la temporada, que además también es la segunda consecutiva en su campo, con una amplia goleada que puede servir para reivindicarse tras el batacazo del pasado fin de semana en Valladolid. Y no empezaron bien las cosas para los atléticos que, después de fallar dos ocasiones claras, vieron como el colegiado sancionaba con penalti una acción muy inocente de Juan Luis, al poner las manos sobre un rival que se internaba en el área. El lanzamiento se estrelló en el larguero y no tuvo consecuencias.

El Bembibre, que estaba controlando muy bien el partido, se repuso pronto del susto y logró adelantarse antes del descanso, con un pase a la espalda de la defensa que José Manuel controla con habilidad para enviar al fondo de la red.

Tras la reanudación, y después del arreón inicial del Quintanar para tratar de igualar el partido, Marcos finaliza una jugada personal de contraataque para establecer el 2-0. El tercero lo puso Rubén al transformar un claro penalti. El cuarto fue obra de Uría en un espectacular cabezazo tras un saque de esquina. Y de nuevo Marcos fue el encargado de cerrar el marcador.

Este resultado debe servir para que los atléticos pierdan la ansiedad y comiencen a confiar en sus posibilidades, ya que el equipo ha demostrado ser competitivo para esta categoría. La próxima semana los rojiblancos se miden a la Ponferradina en el derby regional por excelencia, una buena ocasión para sumar los primeros puntos a domicilio. 

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos