Las de Chiqui Barros no pudieron hacer frente al juego y la efectividad anotadora del Obenasa, que al descanso había dejado decidido ya el partido con una diferencia de 14 puntos (12-16) y (8-18) . Aunque el equipo de Pamplona siempre ha estado peleando por mantenerse y de hecho descendió y fue repescado en sus dos participaciones en liga femenina, en está ocasión está realizando un gran inicio de campaña y cuenta sus partidos por victorias.

Las jugadoras del Obenasa pusieron un ritmo anotador muy exigente que no pudieron seguir las bercianas, con un llamativo porcentaje del 0% desde la línea de 3 puntos (0/5), frente al 33% de las navarras (6/18). Además la efectividad de la pareja de pivots visitante se puso de manifiesto con los 33 puntos que sumaron entre las dos ( 16 Herrera y 17 Putnina). Por el contrario ninguna de las bembibrenses superó los 10 puntos, siendo Esther Montenegro la máxima anotadora con 9.

En la segunda mitad las navarras se limitaron a conservar la diferencia y eso permitió una tímida reacción del Bembibre, que igualaron e tercer cuarto (15-15) para perder el último tan solo por 3 puntos (13-16).

Amena en casa 728x90
happyending 728x90 jpg
warhol_360