Con la permanencia cada semana más cerca, el conjunto berciano se enfrenta este sábado (18:15 h.) a un Cadí ICG-Software que ha vencido en sus tres últimos compromisos a domicilio,  en Huelva, Burgos y Girona. Fue precisamente en la ciudad andaluza donde también se impuso Embutidos Pajariel Bembibre en la última jornada de la Liga Femenina. En ella, sin embargo, las ilerdenses cayeron (56-70) ante el colista, Alimentos de Zamora, quedando a una victoria de las de ‘Chiqui’ Barros. Éstas, por su parte, asentadas en la zona alta de la clasificación, luchan por asegurar cuanto antes la permanencia, e incluso meterse entre los cuatro primeros puestos, que otorgan una plaza en el play-off final.

En su enfrentamiento de la primera vuelta, las bercianas se impusieron por 59-62 en La Seu d’Urgell, en lo que supuso su primer triunfo como visitante. Sin embargo, desde entonces, la entidad leridana ha perdido a varios de sus efectivos. Margaret de Ciman, Patricia Cabrera, Sena Pavetic y Claudia Guri han salido de la entidad ilerdense, que ha incorporado a dos jugadoras que aportan muchos centímetros al juego interior: Laura Gimeno y Tajay Ashmeade.

 

‘CHIQUI’ BARROS: “LOS RETOS NO ME DAN MIEDO”

El técnico del Embutidos Pajariel, ‘Chiqui’ Barros, afronta con optimismo el encuentro del sábado, más si cabe después del triunfo en el Andrés Estrada, precedido de una dura derrota ante Rivas Ecópolis. “El equipo está bien, ha demostrado durante todo el año capacidad de reinventarse y de competir siempre. No me importa que se diga que sufrimos un traspié ante Rivas, porque supone que tenemos un nivel de exigencia mayor, y soy uno de los responsables de que sea así. Desde el primer momento lo puse muy alto, y a mí los retos no me dan miedo. Eso sí, siempre sabiendo lo que somos”, matizó.

El preparador gallego, asimismo, expresó su satisfacción con la actitud de sus pupilas y con la situación de su equipo. “Si fuéramos penúltimos, estaríamos contentos porque nos encontraríamos fuera del descenso. No fue tan grave perder con Rivas, sino que aquel día jugó tan bien que no nos permitió competir. Nosotros demostramos capacidad de levantarnos, como después de caer en Burgos”, explicó. Sobre el estado físico de sus jugadoras, Barros fue prudente, después de un mes de enero con un calendario muy apretado. “Es lo que hay, y a esas circunstancias tenemos que ser capaces adaptarnos”.

 

“ESTAMOS EN UNA POSICIÓN ÓPTIMA, PERO QUEDA MUCHO POR HACER”

El gallego se mostró cauto cuando se le preguntó por las opciones de play-off de su equipo. “Queda mucho, ocho jornadas en las que puede pasar de todo. Tengo muchas experiencias, entre ellas la de año pasado, y digo que hasta el rabo todo es toro. Igual que creía cuando las cosas estaban mal, también cuando van bien. El final de la carrera es cuando cruzas la cinta”, agregó. “Las cosas están bien encaminadas, estamos en una posición óptima, pero queda mucho por hacer”, sentenció.

Por otro lado, Barros insistió en que la prioridad del club es consolidarse en la máxima categoría del baloncesto español. “Nuestro objetivo al principio era que este equipo juegue muchos años en Liga Femenina y de ahí no nos vamos a mover. Ahora bien, una vez logrado, podemos hablar de otras cosas, y no dudo que este año puede ser así”, indicó el ferrolano, que no se pone techo. “Vamos paso a paso, partido a partido, porque ya pasó al final de la primera vuelta, en que llegamos con opciones de pelear por la Copa. ¿Quién nos dice que no podemos lograr la permanencia y luchar por un buen puesto, incluso el play-off?  Sin dejar de soñar, lo primero es la permanencia y en ello estamos”, finalizó.

 

“UN EQUIPO HECHO PARA ESTAR DETRÁS DE LOS DOS GRANDES”

Andreu Bou cuenta con un plantel equilibrado, que le permite ocupar una posición en la zona tranquila de la tabla clasificatoria. Aspira a repetir el éxito de la pasada temporada, en la que acabaron en la liga regular en cuarta posición, jugando posteriormente el play-off final. “Un buen equipo, con muy buenas jugadoras, un clásico”, señaló Barros. “A principio de temporada estaba hecho, junto a Girona, para estar detrás de los dos grandes”, añadió el entrenador de la escuadra berciana. “Sabemos lo que son y, aunque seguramente tienen menos presupuesto que otros años, tienen bastante más que nosotros”, comentó. 

El entrenador ferrolano, además, alabó a una exjugadora del conjunto bembibrense, La Nedra Brown, que abandonó la entidad el pasado verano, y con la que se enfrenta este fin de semana. “Tenemos mucho que agradecerle”, afirmó el gallego, que, ante la importante cita del sábado,  pidió toda la concentración a sus pupilas y el máximo apoyo de su afición: “Hay que estar a lo que hay que estar, no podemos dormirnos”.

 

LA NEDRA BROWN, FIGURA DE CADÍ

Aunque tuvo una actuación discreta ante Alimentos de Zamora, Brown es la principal referencia ofensiva y defensiva de la escuadra catalana. Líder en puntos (casi 14 por partido) y rebotes, tiene, asimismo, la mayor valoración (más de 13 de media). Tania Gomes es la jugadora más utilizada para sustituir a la norteamericana. Marles Balart puede alternar posiciones interiores y exteriores, aunque dispone de pocas oportunidades.

Tras las salidas de Guri y Pavetic, han llegado Gimeno y Ashmeade para complementar el juego en la pintura. De la española destacó ‘Chiqui’ Barros “su trayectoria”. De la jamaicana aseguró que “es la jugadora que quisieron fichar. Muy buena reboteadora, de buen físico”, precisó. Aún en proceso de adaptación, las dos incorporaciones deben ir adquiriendo más galones en el equipo.

 

BUEN JUEGO EXTERIOR

Aparte de la pívot estadounidense, destaca el juego de perímetro, liderado por Aja Parham y María Revuelto. La alero norteamericana es líder en robos, mientras la escolta internacional aporta mucha experiencia. Completa la rotación exterior Marlou De Kleijn, de las más destacadas ante Alimentos de Zamora. La holandesa cuenta habitualmente con menos minutos que sus dos compañeras, al igual que la joven Tania Pérez, que va entrando poco a poco en los planes de su entrenador.

María Asurmendi lleva la manija del juego de las leridanas. Líder en asistencias, presenta los mejores porcentajes en el lanzamiento exterior. Fue la mejor en el último partido en el Ángel Nieto de Zamora. Sara Gómez es la otra base natural del equipo, mientras Revuelto puede ocupar ese rol. “Las ‘dos marías’ marcan el ritmo del juego”, dijo el entrenador del equipo bembibrense en alusión a la internacional española y Asurmendi.

 

HORARIO Y SEGUIMIENTO

Para quienes no puedan asistir al Bembibre Arena, el partido podrá seguirse a través de la página web de la FEB. Desde poco antes de las 18:15 h., el ente federativo ofrece para ello su servicio de Baloncesto en Vivo.

 

Crónica: Dpto. de prensa Embutidos Pajariel Bembibre PDM
Fotos: Agustí Peña / Diari Segre

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador