En un Preeuropeo muy exigente, ‘Monty’ y Vega, junto a María Asurmendi, recién fichada por el Gernika, y Sandra Ygueravide, que acaba de firmar por el Wisla Can Pack polaco, lograron el objetivo de llevar a España al Europeo 3x3 al acabar su participación en Poitiers en tercera posición. Encuadradas en el grupo B, la actuación de las españolas se vio condicionada desde el estreno por la retirada de Letonia, tercer rival en la primera ronda para las de Ana Junyer junto a Francia y Turquía. Las españolas arrancaron con una sufrida victoria (16-13) ante la combativa selección turca, que dominó durante unos minutos tras un parcial de 0-4. La aportación de ‘Monty’ resultó esencial, pues anotó 5 de los últimos 7 tantos del combinado español. Por su parte, Vega fue la encargada de sentenciar el duelo con un triple en el último minuto.

El segundo encuentro de España no tuvo final feliz, pues cayó (13-7) ante la anfitriona, Francia, que se mostró mucho más fuerte defensivamente. Las de Ana Junyer, que se vieron mermadas por una lesión de Vega Gimeno sin mayores consecuencias -“sólo fue un susto”, explica-, aguantaron la mayor parte del envite con un marcador muy equilibrado, e incluso llegaron a tener ventaja. Sin embargo, el acierto exterior de las francesas en los instantes decisivos determinó un resultado que obligó al combinado español a tener que esperar al resultado del último enfrentamiento para conocer su futuro en la competición. Por fortuna, las galas se impusieron a las turcas y permitieron el pase de España a semifinales.

Allí esperaba Italia, líder invicta del grupo A, que tuvo la fortuna de su parte para ganar (13-12), conseguir el pase a la final y como consecuencia de ello, certificar la clasificación al Europeo 3x3 que se celebrará en septiembre en la capital rumana, Bucarest. El partido se resume desde el final, pues una canasta del combinado transalpino en el último segundo declinó la balanza a su favor después de que Ygueravide hubiera igualado segundos antes. Fue el dramático desenlace de un choque que las españolas dominaron durante muchos minutos tras remontar el buen inicio de las italianas. La buena noticia, la recuperación de Vega, no tuvo continuidad y España quedó fuera de la final.

En la pelea por el tercer puesto esperaba un rival conocido, Francia, que había ganado a las españolas en la jornada previa. Sin embargo, esta vez todo fue distinto. Pese a que las anfitrionas empezaron mandando con dos canastas consecutivas, las de Ana Junyer enlazaron siete tantos sin respuesta del rival. En esa remontada, que llegó al ecuador del envite, tuvo mucho protagonismo Vega, que anotó cinco de esos puntos. Arriesgaron las galas para recortar la desventaja, pero las españolas se mantuvieron firmes gracias sobre todo a una canasta lejana de ‘Monty’. Llegaron los últimos minutos y siguieron apretando las francesas, aunque un enceste casi al final de Ygueravide sentenció la victoria (14-12), puso la rúbrica a un gran partido y a una gran actuación del combinado español.

OBJETIVO CUMPLIDO: ESPAÑA AL EUROPEO DE RUMANÍA

Esta clasificación para el Europeo, sin duda, es un nuevo éxito para el baloncesto español, “una experiencia positiva” para la capitana del Embutidos Pajariel Bembibre, que repite junto a Vega participación en esta modalidad de 3x3 después de que en 2015 ambas se colgaran la medalla de bronce en los Juegos Europeos de Bakú. La alero valenciana, por su parte, espera “seguir repitiendo buenas actuaciones para que sigan contando conmigo”.

Sobre el desarrollo de la competición, ‘Monty’ y Vega coinciden, aunque resultara finalmente positiva, en la dificultad que entraña la adaptación de dos jugadoras nuevas. De hecho, la canaria reconoce que en el estreno ante Turquía “estábamos un poco nerviosas y en el torneo fuimos de menos a más”, mientras que Vega cree que otra complicación de estas competiciones reside en su dureza e intensidad, sobre todo en una fase de la temporada en la que, recuerda, “no estamos al máximo rendimiento”.

Lo importante, sin duda, el pasaporte para el Europeo de septiembre, fecha que coincidiría, por tanto, con la pretemporada del Embutidos Pajariel Bembibre, algo que podría complicar la participación de las dos españolas del conjunto berciano. El deseo de ambas es poder estar en Rumanía, aunque coinciden en que todo depende de la decisión del cuerpo técnico. “Es bonito poder representar a España”, afirma la canaria, mientras Vega cree que “nos hemos ganado el derecho a estar allí”.

ORLA SE LESIONA Y APENAS PUEDE AYUDAR A SU SELECCIÓN

Otra jugadora del Embutidos Pajariel Bembibre, Orla O’Reilly, también tuvo actividad internacional en las últimas semanas, pues participó en el Preeuropeo que su selección, Irlanda, disputó a finales de junio en Andorra. Se estrenó con una gran victoria (12-17) ante Polonia, con Orla firmando una actuación soberbia ofensivamente, lo que permitió a la suyas encauzar la clasificación para los cuartos de final. Sin embargo, la mala suerte se cebaría con la escolta del cuadro del Bierzo Alto, que se lesionó en el duelo ante Austria, en el que su selección terminó cediendo por 12-17. Ya no pudo participar la jugadora del cuadro bembibrense en el resto de encuentros y pese a caer también frente a Hungría (15-12) y Rumanía (12-17), las irlandesas llegaron a cuartos de final, donde Suiza las dejaría sin opciones de estar en el Europeo tras imponerse por 17-13.

Desde Cork, donde se encuentra recuperándose de su lesión en la muñeca izquierda, Orla ha querido tranquilizar a todos los aficionados. Ha declarado que “aunque al principio estaba un poco desilusionada, queda mucho tiempo para que comience la temporada. En los próximos meses realizaré rehabilitación y espero estar lista para iniciar la pretemporada con el equipo“, ha remachado.

Este último fin de semana, Irlanda, aún sin Orla, disputó en Gibraltar el Campeonato de Europa para los países pequeños, en el que acabó en segunda posición. Arrancó muy bien su participación el combinado irlandés, pues sumó pleno de victorias en la primera ronda, primero ante Gales (84-43) y después ante Moldavia (53-77). De este modo, accedieron a semifinales, donde se midieron a Andorra, que no pudo detener a las compañeras de una Orla que aún aparecía en la lista de seleccionadas. Con el 86-45 ante las del Principado, llegaron a la final, donde Malta sería el rival por la gloria. Allí, las compañeras de O’Reilly cedieron por 59-67, resultando subcampeonas del Europeo de los países pequeños.

Pese a esta pequeña decepción, Orla ha asegurado estar “muy orgullosa” de sus compañeras, que se han colgado la medalla de plata en esta competición internacional. Asimismo, ha alabado la actuación de sus compañeras en el Preeuropeo 3x3, ya que tuvieron que concluir su participación con tres jugadoras después de su lesión. “También estoy muy orgullosa de mis compañeras”, ha afirmado.

Departamento de Comunicación del Club Baloncesto Bembibre P.D.M

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador