La Asociación Cultural Faceira presentó en mayo de 2016 una queja al Procurador del Común de Castilla y León denunciando el incumplimiento por parte de la Junta de Castilla y León tanto del artículo 5.2 del Estatuto de Autonomía de Castilla y León, que prescribe la protección y promoción de la lengua leonesa, como de la Carta Europea de las Lenguas Regionales o Minoritarias del Consejo de Europa, tratado internacional ratificado por España en 2001, y por el trato discriminatorio que consideran sufre la lengua leonesa respecto de las otras dos lenguas minoritarias habladas en la Comunidad Autónoma, la gallega y la vasca, en especial en el ámbito educativo, reclamando la introducción del leonés en los mismos niveles educativos del sistema de enseñanza pública de Castilla y León en los que también se imparte la lengua gallega desde hace quince años.

El Procurador del Común dictó resolución el 11 de julio de 2016 en el expediente motivado por la referenciada queja (número 20160720), tildando las supuestas medidas de promoción del leonés anunciadas por la Junta de Castilla y León de “residuales” que no dan cumplimiento real al artículo 5.2 del Estatuto que establece un mandato de llevar a cabo una regulación específica para la protección, promoción y uso del leonés, y que ha de ser la base para la actuación de las Administraciones públicas, en particular de aquellas competentes en materia de educación y cultura.

En concreto, la resolución del Procurador del Común establece que:

El artículo 5.2 del Estatuto de Autonomía obliga a dictar una regulación específica para la protección uso y promoción del leonés, por lo que, en virtud de dicho mandato, y dado el tiempo transcurrido desde la entrada en vigor de la reforma del Estatuto de Autonomía de Castilla y León, aprobada por la Ley Orgánica 14/2007, de 30 de noviembre, procede impulsar la correspondiente iniciativa legislativa, a través del pertinente proyecto”.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos