El consejero de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Juan Carlos Suárez Quiñones, ha firmado un convenio de colaboración con el alcalde de Bembibre para la rehabilitación de cuatro de las antiguas viviendas de los maestros que se ofrecerán en alquiler social dentro del programa ‘Rehabitare’. En la provincia de León se han firmado los convenios con otros cuatro municipios además de Bembibre para incluir 10 inmuebles en el paquete de viviendas sociales en Castilla y León, que en el conjunto de la comunidad se eleva a 48 viviendas en 37 municipios. La rehabilitación supone una inversión global de 1,75 millones hasta este momento.

El Ayuntamiento de Bembibre ha designado cuatro de las antiguas viviendas de los maestros, que ya se contemplaban para usos sociales, en las que se había llevado a cabo una rehabilitación del edificio aprovechando un programa mixto para este fin pero donde faltaba un acondicionamiento de cuatro de las viviendas que hasta este momento no se había llevado a cabo.

La Consejería de Fomento asumirá los gastos que se estiman en Bembibre entre 50 y 60 mil euros para redacción del proyecto, la ejecución de las obras y la contratación de los equipos.

Con la designación de estas viviendas el Ayuntamiento será el que determinará el precio del alquiler, que en cualquier caso no podrá exceder la tercera parte de los ingresos de la unidad familiar arrendataria, así como las personas que ocuparán las viviendas en función de las necesidades de cada municipio. Tendrán preferencia los colectivos de especial protección que figuran en la ley del Derecho a la Vivienda de Castilla y León.

Los ayuntamientos de Villadepalos y Carneros aportan una vivienda cada uno de ellos, Santa María del Páramo y Benavides dos viviendas y Bembibre cuatro viviendas para cuya rehabilitación total la Consejería de Fomento y Medio Ambiente ha presupuestado la cantidad de 252.160 euros. 

El objetivo del programa ‘Rehabitare’ es recuperar aquellas viviendas de titularidad municipal que en la actualidad se encuentran en desuso, para rehabilitarlas. Las viviendas se ubican, por lo general, en los cascos urbanos, lo que permite contar con todo tipo de servicios, optimizar la infraestructura existente y evitar el deterioro de un patrimonio municipal.  

Este programa es una de las acciones de la Junta para potenciar el mercado del alquiler, por entender que, frente a la compra, es lo suficientemente flexible para adaptarse a las necesidades de las familias en determinados momentos.

‘Rehabitare’ contribuye a incrementar el parque público de alquiler social, a fin de dar una solución de residencia a personas con necesidades urgentes de vivienda, a la vez que fomenta la fijación de población y actividad en el medio rural.

El programa se inició en Palencia como proyecto piloto en el año 2009 y en la primera fase se rehabilitaron 17 viviendas en cinco municipios, con una inversión total de 1,2 millones de euros. En esta segunda fase, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente tiene previsto actuar en todas las provincias de Castilla y León. Esta nueva edición se presentó el pasado mes de mayo, en la provincia de Palencia, con la rehabilitación de siete viviendas en cinco municipios por un importe superior a 250.000 euros; en junio, en la provincia de Burgos, con cinco viviendas en cinco municipios y una inversión de 223.650 euros; a finales de julio, en Segovia, donde se recuperarán siete viviendas en seis municipios, cuyas obras de rehabilitación superan los 290.000 euros; durante el mes de agosto, en Ávila, con cinco viviendas en cinco municipios, con un coste de 256.000 euros; en Soria, con seis viviendas en cinco municipios por un importe de 174.855 euros; y en Zamora, con ocho viviendas en seis municipios con un valor de 306.870 euros.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador