Los socialistas dudan que las obras comiencen antes de fin de añoTranscripción literal del comunicado de prensa del grupo municipal socialista

Desde el Grupo Municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Bembibre tenemos que lamentar que el nuevo alcalde de nuestro municipio  por el PP  continúe en campaña, y que siga utilizando las mismas malas artes que cuando era candidato: un desprecio absoluto a la verdad.

Ahora resulta que el sr Otero va a tirar de chequera, que para eso es rico, y va a pagar él la finca destinada a albergar la futura estación de autobuses. Eso, al menos es lo que parece insinuar en sus manifestaciones de hoy al respecto,… Y nada más lejos de la realidad. 

Resulta que esa parcela ya se comenzó a pagar en julio de 2009, cuando se firmaron las escrituras y se abonaron los primeros 18.000 euros. Esa misma cantidad se volvió a pagar en 2010 correspondiente a un segundo plazo, y, finalmente, para 2011, ya se remataba la compra con el abono de 144.000 euros, el resto del montante en que se fijó operación: 180.000 euros (10.000 pesetas el metro cuadrado, precio que se había acordado en 1999). Una cantidad que el señor Otero no va a poner él, ni tan siquiera se va a tener que sacar de la manga, pues para abonarla ya dispone de consignación en los presupuestos de 2011 que dejó aprobados el equipo de Gobierno del PSOE, pues el pago de esa tercera cantidad ya estaba previsto y  presupuestado para llevarse a cabo el 15 de julio de 2011.  

Para darle forma a este acuerdo con los propietarios se eligió la figura administrativa de “arrendamiento con opción a compra”, primero porque todas las partes lo consideraron más oportuno y segundo porque la Junta de Castilla y León en ningún momento se planteó construir la estación de autobuses en Bembibre y nunca llegó a requerir los terrenos (por lo que no fue necesario hacer un desembolso en un solo plazo y de forma urgente). Esa ha sido la verdadera afrenta que ha existido en todo este caso: negarse a construir esta estación de autobuses cuando era su obligación. Esa es la afrenta, la que ha realizado la Junta a los vecinos de Bembibre, y no, como ha intentado hacernos creer el PP, la colocación de un cartel en el que se anunciaba que esos terrenos estaban a su disposición para cumplir con su obligación de construir una estación de autobuses. 

Es de agradecer que en esta ocasión, desde el PP no se opte por paralizar este proyecto iniciado por el PSOE, pues en la anterior etapa de gobierno del PP se perdieron cuatro años en la negociación para adquirir esa parcela pues su apuesta para la ubicación de la estación era otra bien distinta. 

Por último, y volviendo al principio, reconocerle al nuevo alcalde de Bembibre su meritoria primera actuación en nuestro municipio: la retirada de un cartel. Una acción y mil falsedades para justificarla. Mil falsedades como, las que ya hemos apuntado anteriormente, y a las que se suman otras como que ya ha hablado con el consejero de Fomento, cuando en el nuevo gobierno Herrera no hay todavía consejero de Fomento, o que se van a iniciar las obras antes de final de año, cuando en los presupuestos de la Junta de Castilla y León para 2011 no hay ni una sola partida presupuestaria para la estación de autobuses de Bembibre (porque el PP no quiso ni dejar abierta una partida, aunque fuera a modo testimonial, por si gobernaban este ayuntamiento, como sí hizo en el centro de salud). 

Dicho esto sólo esperamos que este alcalde del PP no intente justificar su promesa a cargo de las arcas municipales que pagan todos nuestros vecinos con sus impuestos. Unos impuestos que, dicho sea de paso, le recordamos, se comprometió a bajar. Así lo esperamos que lo cumpla cuando empiece a preparar los presupuestos de 2012.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador