Transcripción literal de la nota de prensa remitida por el Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Bembibre:

Los laboratorios que habitualmente analizan el agua del abastecimiento municipal han entregado en el Ayuntamiento los resultados de las muestras tomadas el 24 de noviembre de 2011 en las pedanías cuyo suministro gestiona e informa que, en Losada, “no se cumplen los límites admisibles conforme a la legislación aplicable”, a la vez que, en Arlanza y Labaniego, también aparecen deficiencias que deben corregirse. El equipo de gobierno del Ayuntamiento no ha considerado conveniente informar hasta la fecha a la población afectada.

En el caso de Losada los parámetros que se incumplen son los de “coliformes totales” y “escherichia coli”, lo que demuestra que existe contaminación bacteriana que hace al agua inadecuada y peligrosa para el consumo de la gente si no se trata. En el caso de Arlanza el dictamen de los Laboratorios también revela desajustes con respecto a la normativa aplicable por “turbidez” y, en Labaniego, por “turbidez”, “color” y “PH”.

Como es sabido, estas tres pedanías fueron las últimas que, mediado el anterior mandato, decidieron traspasar la gestión del suministro al Ayuntamiento, quien la ha asumido con carácter directo, esto es, con sus propios medios personales y materiales, excepto lectura de contadores y cobros, que se han encomendado a Hidrogestión.

El control de calidad del agua es, por tanto, competencia y responsabilidad del Ayuntamiento, que habrá de dar cuenta de las medidas tomadas a partir de la recepción de estos análisis, aunque nos tememos que la falta de información se deba a que el propio Ayuntamiento es culpable de la situación creada por haber prescindido del fontanero que se ocupaba de estas instalaciones, aprovechando la última tacada de treinta y tantos despedidos a los que el equipo de gobierno, indiscriminadamente, no ha considerado necesario renovar sus contratos.

Se demuestra una vez más que la política de recorte de personal que aplica el PP en el municipio, sin ninguna clase de miramientos, se está realizando en perjuicio de los servicios municipales: no se reparan averías, no se podan los árboles, no se limpian calles y zonas verdes, no se hacen obras de reparación o mantenimiento… Todo esto es inadmisible, pero, cuando además se pone en peligro la salud de las personas, sencillamente se les tendría que caer la cara de la vergüenza a los responsables.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos