El agua de Bárcena comenzará a consumirse a partir de 2012El alcalde de Bembibre, Jesús Esteban, ha confirmado que ya hay un acuerdo definitivo con la empresa pública Acuanorte sobre la forma en que se va a llevar a cabo el proyecto para la captación de agua desde el embalse de Bárcena. Sin embargo, reconoce que la ciudadanía no tiene la suficiente información sobre el mismo. Máxime cuando, esgrimió, es complejo y hay voces que rechazan esta infraestructura justificando una preferencia por la construcción de una presa en el Boeza. Una razón por la que quiere explicar a la ciudadanía las razones por las que se ha optado por la captación de Bárcena, los beneficios para Bembibre, y la repercusión que tendrá en el recibo del agua.

Previsiblemente, el próximo mes de septiembre el Ayuntamiento organizará un acto protocolario para la firma del acuerdo definitivo, y también donde informará a los vecinos de los detalles del proyecto. En concreto, un “acto divulgativo para que la gente sepa de qué va esto”.No en vano, Esteban es consciente que es necesario informar convenientemente a la ciudadanía, y en este sentido, el alcalde explicó en rueda de prensa las razones por las que no se acude a la construcción de una presa en el Boeza. “Estoy en obligación de recordar que la dotación ministerial fue de 15 millones de euros” cuando se planteó el proyecto, a principios de esta década. “Precisamente, el que la cifra era insuficiente ha motivado que desde el principio este proyecto de presa no fuera un proyecto de todo el Bierzo Alto: inicialmente se descolgaron los ayuntamientos de Torre del Bierzo, de Folgoso y de Noceda. Pero luego, en el devenir de los acontecimientos se han ido descolgando, primero Igüeña y luego Congosto”. Por esta razón, “construir una presa en el Boeza o en el Urdiales recaería indirectamente sólo sobre los municipios de Bmebibre y de Castropodame, y tendría unas consecuencias inasumibles desde el punto de vista económico”. “Las cosas no se hacen sólo por capricho, sino fundamentadas”.A este respecto, el alcalde precisó que la captación de agua “es necesaria”, hasta tal punto que a día de hoy el río Boeza está por debajo de su capacidad técnica. “Tenemos agua en Bembibre ahora mismo por una permisión en función de que se va a ejecutar esta obra, pero en los próximos años volveríamos a los históricos cortes”. Una obra que, destacó Esteban, a razón de costes sólo permitía acudir a la captación desde Bárcena, que supondrá un desembolso de 9,3 millones de euros, financiados a razón de un 65% mediante Fondos de Cohesión de la Unión Europea, un 10% por Acuanorte a devolver en 45 años, y un 25% mediante repercusión directa a los ciudadanos. En total, los ciudadanos pagarán un 35% de la construcción, a razón de un 72,5% los vecinos de Bembibre; un 22,5 los de Castropodame; y algo menos del 5% los habitantes de Congosto (que al final acomete sólo actuaciones puntuales de la obra).La repercusión en el precio del recibo de agua se aplicará a partir de 2012 hasta 2056.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador