Foto de archivo de una rueda de prensa del grupo Socialista

Transcripción literal del comunicado del PSOE

Después de ganar las últimas elecciones municipales prometiendo una bajada generalizada de impuestos, que luego se convirtió en brutal subida durante sus dos primeros presupuestos, Otero empieza a llevar a cabo ahora su promesa, como hacen los malos políticos, engañando a su pueblo.

Nos explicamos sobre documentación oficial del Ayuntamiento:

El gobierno del PSOE, en su último presupuesto, el de 2011, obtuvo unos ingresos de 3.592.549,38 €, sumando impuestos directos, indirectos, tasas y precios públicos.

A raíz del cambio de gobierno, el PP de Otero fue aprobando, entre otras, las modificaciones siguientes:

  •   En todos los tributos municipales: subida del 3% del IPC en 2012 y un 3,40 % más en 2013.
  •   Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI): subida del 10 % en 2012 y otro 10 % más en 2013.
  •   Recibo del agua: subida del 24,07 % por la tasa de depuración.
  •   Guardería municipal: subida del 40 %.

Así, como consecuencia de todas estas subidas, el PP de Otero, sumando siempre impuestos directos, indirectos, tasas y precios públicos, presupuestó en 2013 unos ingresos de 4.834.186,44 €, es decir, 1.241.637 € más de los que recaudaba el PSOE. Una recaudación que, para que quede claro, se obtiene sangrando a los vecinos de Bembibre en el peor momento, cuando somos víctimas de una doble crisis, la general y la del carbón.

Ahora Otero anuncia, por entregas, para que parezcan más importantes, varias bajadas de impuestos y tasas que, según la intervención municipal, suponen un total de 134.100 €, es decir, solamente un 11 % de lo que antes había subido.

Otero tiene la obligación de bajar los impuestos el 1.107.537 € que todavía tiene por encima de como los encontró y, si es honesto, a partir de ahí, bajarlos de verdad, como prometió en campaña. Si tiene, como dice, 2,6 millones de euros ahorrados, aún le sobra dinero para cumplir.

Mientras, nos reiteramos en que su gestión no puede ser más nefasta:

  •   1.107.537 € de subida de impuestos.
  •   2.000.000 € de incremento de la deuda municipal.
  •   00000000 € de inversiones.

Ya está bien de mentir diciendo que se bajan los impuestos cuando realmente se llevan subiendo dos años, y esa subida no sirva más que para presumir de un remanente de tesorería que no repercute en bienestar y servicios para los vecinos del municipio. Con esto Otero sigue demostrando día a día que Bembibre le queda muy grande.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

Amena en casa 728x90
happyending 728x90 jpg
warhol_360