Cuando la situación parece que vuelve a la normalidad algún contratiempo le ha dado la vueltaEl grupo Alonso ha anunciado que pedirá una prórroga de los Expedientes de Regulación de Empleo durante seis meses más para 500 trabajadores a cielo abierto. Una medida que sirve, según pone de manifiesto la empresa, para “cubrirnos las espaldas” entre tanto se ponen en marcha las ayudas al carbón y la adquisición del mineral por parte de las térmicas. El grupo minero comenzará la tramitación del ERE a falta de poco más de un mes para que concluya el plazo de la medida en vigor, y si el próximo 14 de abril, la fecha prevista para la recepción de las ayudas éstas llegaran según lo previsto la empresa podría renunciar al expediente.

Las reacciones no se han hecho esperar e inicialmente fueron los sindicatos UGT y Comisiones Obreras los encargados de comunicar estos hechos a la opinión pública acusando a la empresa de incumplir los acuerdos alcanzados en el seno del Ministerio de Industria.

El secretario general de UGT en Castilla y León, Manuel López, acusó a Victorino de Alonso de tomar una medida a pesar de que “tiene las espaldas cubiertas” una vez se aprobó el régimen de ayudas al funcionamiento y el adelanto que ratificó el Consejo de Ministros el viernes. Y le reprochó que ya ha firmado los contratos de suministro y las ayudas en su poder.

También la reacción desde el sindicato Comisiones Obreras ha sido de rechazo, y el secretario de la Federación de Industria en León, Alberto González Llamas, rechazó la prórroga del ERE toda vez que recomendó a los trabajadores que no acepten las condiciones

De la misma forma, su compañero de UGT entendió que habrá algunos trabajadores que estarán “sometidos al chantaje y la presión” como para firmar las condiciones que les ofrezca el empleador.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador