Bembibre no ha permanecido del todo ajeno a la nueva boda del siglo. Una boda seguida en vivo por una audiencia estimada de 2000 millones de espectadores, con la presencia de más de 8000 periodistas, cámaras, fotógrafos y técnicos llegados de todas las partes del mundo, y un coste de 23 millones de euros.

La librería Otero, cuya propietaria es de origen inglés, quiso sumarse a los actos de celebración del enlace entre el príncipe Guillermo y Kate Middleton, luciendo durante las últimas semanas una llamativa decoración creada con los típicos recuerdos del enlace: banderines con la cara de los príncipes, tazas de té inglesas, etc.

 

{jomcomment lock}

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador