A las 2 los relojes se adelantarán a las 3La madrugada de este domingo, día 25 de marzo, los relojes se adelantarán una hora para ajustarse al horario de verano. A las 2 de la madrugada las agujas pasarán a señalar las 3, lo cual, según estimaciones del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía supondrá un ahorro en iluminación del 5% del consumo eléctrico en España.

El objetivo de los dos cambios horarios del año (el último domingo de marzo y de octubre, respectivamente) pretende ganar más horas de luz. En este concreto caso, al adelantarse los relojes una hora supone ganar una hora de luz a la tarde, lo que implicará que los días se harán más largos. Progresivamente se irán ganando también más horas de luz a la mañana, conforme evolucionen los días hacia el equinoccio de verano.

El horario de verano moderno fue propuesto en 1907 y se empleó ampliamente por primera vez en 1916, durante la Primera Guerra Mundial, para ahorrar carbón. A pesar de las controversias, muchos países lo vienen empleando desde entonces. Los detalles difieren dependiendo del país y son modificadas a veces.

Los defensores de esta medida y, en consecuencia, es el criterio de los países que la llevan a la práctica, sostienen que se añade tiempo de luz diurna al comercio, a la práctica deportiva y otras actividades, así como que favorece la presencia de luz tras la jornada laboral.

Se dice que mediante el horario de verano se ahorra energía eléctrica al reducirse la necesidad de iluminación artificial, pero las evidencias que lo apoyan son débiles dado que el horario de verano puede estimular la aparición de picos de demanda, lo que incrementa los costes.

Lo que está claro es que el cambio horario provoca un trastorno evidente en el ser humano, cuya percepción del tiempo se ve dificultada y puede causar problemas de somnolencia. En los primeros momentos tras el cambio horario es común encontrarse con relojes que no suenan, retrasos para llegar al trabajo, viajes programados etc.

Pero no hay nada que unos pocos días no curen para volver nuevamente a la normalidad. Lo más duro será este lunes, ya que habrá que levantarse de la cama una hora antes. Por ello se aconseja comenzar a adaptarse plenamente y la mayor medida posible este mismo domingo al nuevo horario de verano.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador