El Tribunal de Cuentas concluye en su informe sobre el Plan Español para el Estímulo de la Economía y del Empleo (Plan E), que los ayuntamientos no utilizaron el criterio del empleo como pauta para seleccionar los proyectos, a pesar de que la creación de empleo fue un objetivo fundamental a la hora de establecer el Fondo para el Plan E.

Las entidades locales no asumieron este objetivo como prioridad y, según el informe del Tribunal de Cuentas, algunas de ellas llegaron a adjudicar actuaciones a empresas que no necesitaban realizar ningún contrato nuevo de personal para la ejecución del proyecto.

El informe del Tribunal de Cuentas se realizó sobre el análisis de una muestra efectuada a 700 entidades locales y 1.270 proyectos. De ello se desprende que en el 11% de los casos las empresas incumplieron la obligación de contratar a desempleados, que el 67% de los trabajadores formaban ya parte de la empresa con anterioridad, y solo el 4% de los nuevos contratados siguieron en la empresa después del 2011. Además el 66% de los ayuntamientos no hizo ningún seguimiento en cuanto a la creación de empleo.

El informe finaliza reconociendo el carácter excepcional de este fondo, cuya aplicación ya está finalizada. Por ello no hace ninguna recomendación específica, pero insta a las entidades locales que ejecutaron inversiones que no se encuentran actualmente en funcionamiento, a poner estas instalaciones a disposición del uso público.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos