Buenas sensaciones al término de la décimo cuarta edición de la Feria Agroalimentaria, que este domingo cerró sus puertas después de tres intensos días de actividad. Numerosas personas se han desplazado estos días al pabellón Bembibre Arena, lo que ha llevado a hacer una valoración positiva en su conjunto, pero muy concretamente por el nivel de ventas.

Y es que el sentir generalizado ha sido que la Feria ha estimulado las ventas entre los expositores participantes, según pudo comprobar Bembibre Digital durante la tarde de este domingo.

Como norma general, los vendedores de productos de alimentación en general, pero sobre todo embutidos y vinos, se fueron de Bembibre satisfechos por los resultados obtenidos. Incluso dos de los vendedores cerraron antes de tiempo por haber terminado la mercancía puesta para su venta.

Al término de la Feria también hubo algunos comerciantes que no salieron con esa misma satisfacción, situando un descenso en las ventas de entre un 5 y un 10%. Principalmente comerciantes de sectores no relacionados directamente con la alimentación.

Por otro lado, el sentir de los expositores de Bembibre y Bierzo Alto también ha sido positivo aunque en este caso valoraron más la presencia como sinónimo de promoción y publicidad ante un volumen de visitas tan elevado que las ventas propiamente dichas. Según explicó a Bembibre Digital la propietaria de uno de los establecimientos, los visitantes pueden tener estos productos en Bembibre cualquier día, mientras que aquellos procedentes de otras provincias no.

Otro caso destacado es el interés del puesto de venta de naranjas de Valencia que también terminó pronto la mercancía, que se interesó por tener un puesto en el mercado.

El concejal de Fiestas, Turismo y Comercio de Bembibre, César Ferrero, expresó su satisfacción porque “el pabellón ha estado lleno durante los tres días de la Feria”. No sólo eso, sino que también destacó el interés que hubo este año para contar con un stand en el Bembibre Arena durante estos días, lo que le llevó a manifestar al cierre de la misma que “estamos muy contentos con la Feria”.

Tal y como manifestó el alcalde, José Manuel Otero, con motivo de la inauguración de la Feria, César Ferrero reiteró que el próximo año probablemente la Feria tenga unas dimensiones superiores contando con el primer anfiteatro del Bembibre Arena. De esta forma, el edil espera poder hacer frente a la demanda de los expositores que este año completó el aforo del espacio central del pabellón.

 

El restaurante popular despacha todos los botillos

La Feria este año recuperó el restaurante popular que se ubicó en el espacio central del Bembibre Arena, donde el restaurador Benjamín Quintanilla despachó 170 botillos entre los comensales. Un número que pudo haber sido mayor si el espacio y las mesas lo hubieran permitido, según reconoció el cocinero bembibrense.

El pasado año fue una de las ausencias destacadas que el propio alcalde echó en falta durante el transcurso de la Feria Agroalimentaria. Hasta tal punto, que al término de la pasada edición confirmó que se recuperaría este restaurante que abrió sus puertas este año durante los tres días de actividad hasta el domingo a mediodía.

Este año, el restaurante popular constató el interés ciudadano por este tipo de iniciativas que contribuyen a exaltar el embutido ‘rey’ más allá del acto central y la cena de gala del pabellón.

Comentarios  

0 #16 mmmmmm 18-02-2013 08:11
Aqui no va a mover ficha ni Dios, se murió por la actitud y pasividad de la gente, una pena.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador