Imagen de archivo de una asamblea en Bembibre el pasado mes de julio

La asociación de afectados por las preferentes y subordinadas de Caja España ha convocado una macro manifestación el próximo sábado, día 16 de noviembre en Salamanca, contra la entidad financiera -hoy Banco Ceiss- y lo que consideran el "engaño" del FROB. El colectivo pondrá autobuses con salida de Bembibre y Ponferrada para facilitar el desplazamiento de todas las personas que quieran acudir, con un llamamiento a la participación con el único fin de “poner el grito en el cielo ante la vergonzosa oferta de Unicaja y el engaño que el FROB está haciendo a los afectados obligándonos a firmar la oferta para poder tener ‘algún tipo de compensación’, siempre y cuando la unión se lleve a cabo”.

El portavoz de los afectados por las preferentes en Bembibre, Mateo Escudero, explicó a Bembibre Digital que los titulares de participaciones preferentes y subordinadas están recibiendo llamadas de las entidades bancarias para que acepten la oferta de Unicaja y que esperan que en estos próximos días se intensifiquen los contactos. Pero insisten que se trata de “una trampa”. “El FROB quiere que la gente firme la nueva propuesta que está haciendo Unicaja, declaró Escudero. Todo ello con una previsión de “1.250 millones de euros para hacer frente a las posibles demandas, porque están viendo que las están perdiendo todas”, pero una cantidad que es muy inferior a lo que los ciudadanos han depositado en este tipo de participaciones.

A la asociación no le queda ninguna duda a la vista de los últimos acontecimientos, y es que “el FROB va a intentar pagar lo mínimo”. De hecho, la propuesta del FROB para incluir el arbitraje en aquellos casos en que el usuario haya accedido a la oferta de Unicaja alienta unas dudas aún mayores: “¿quién va a ser el árbitro?”, preguntó Mateo. “El árbitro va a ser de ellos con lo cual la resolución va a ser a favor de ellos, es lógico”.

Por eso advierten de la aceptación de la oferta de Unicaja que tendrá una consecuencia directa que es el cierre de la vía judicial. Para la asociación de afectados no sirve el hecho de que se abra la vía del arbitraje por cuanto no sólo cuestionan la imparcialidad del árbitro, sino que en caso de disconformidad con el laudo no habrá una ulterior posibilidad de reclamar en vía judicial.

“Esta propuesta no se sostiene, y no se puede aceptar”, aseguró el portavoz en Bembibre, que hizo un llamamiento a la participación del próximo día 16 en Salamanca. Y pidió “que no falte nadie y que defiendan lo que nos han robado”.

La inscripción para el desplazamiento a Salamanca se podrá realizar en la oficina de atención de Bembibre, 4ª planta del Ayuntamiento, que atiende los martes y jueves de 11 a 12 de la mañana, y en Ponferrada, bajos del Toralín puerta número 20, martes y jueves de 17 a 19 horas. La manifestación tendrá lugar el día 16 de noviembre, sábado, a las 12 horas.

 

Muchas dudas por el repentino cambio de opinión del FROB

Si bien el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), dependiente del Banco de España, cerró inicialmente a los afectados de Caja España la puerta para acudir al arbitraje, algo que nunca llegaron a comprender, ahora hay un planteamiento radicamente opuesto con el ofrecimiento de esta entidad de Derecho Público para que, quienes acepten la oferta de Unicaja, puedan acudir a la mediación.

Una decisión que provoca muchas dudas en el seno de la asociación fundamentalmente por dos detalles que tiene en cuenta: primero, que la aceptación del canje cierra la opción de acudir luego a la vía judicial; y segundo que los procesos judiciales en materia de preferentes están sentenciando a favor de los afectados.

El colectivo desconfía de la resolución del laudo y no están dispuestos a aceptar que se les coarte su derecho a acudir a la Justicia ante una decisión que no consideren adecuada.

La oferta de Unicaja supone una pérdida media del 70% del valor dependiendo del tipo de producto en cuestión, y entre ellas las participaciones de tipo C que tendrán una pérdida acumulada del 79%. Pero estas cantidades son relativas ya que, según el simulador de los afectados, por cada 1.000 euros en preferentes la oferta de Unicaja es de 112 euros para las participaciones de tipo C, y a 30 de junio de 2016 tendrán 47 acciones más 56 euros en bonos perpetuos, en ambos casos con un interés determinado que pagarán si hay beneficios y si el Consejo lo aprueba al final de cada año. En el caso de participaciones de tipo I el afectado recibirá 208 euros y a 30 de junio de 2016 88 acciones de Unicaja así como 104 euros en bonos perpetuos. En participaciones tipo A recibirá 216 €, 91 acciones de Unicaja y 108 euros en bonos perpetuos. Para subordinadas serán 258 euros, 109 acciones y 129€ en bonos perpetuos al finalizar junio de 2016.

Los afectados no confían en esta propuesta de Unicaja ya que la mitad de los títulos que pasarán a convertirse en acciones ni garantizan el pago de los intereses ni garantizan valor alguno de cotización después del año 2016. Mientras que el restante 50% mantendrá una cotización al 4% de forma perpetua, lo que supone que el dinero que los ahorradores habían invertido a un plazo determinado (y que mediante supuestos engaños ha pasado a estar a disposición de la banca), quedaría una parte importante en manos de la entidad por el tiempo que ésta decida. Pero con esa consideración de "perpetuidad".

Comentarios  

0 #1 +++ 08-11-2013 23:40
A los bancos deberian de obligarles a devolver el dinero de la gente, gente que ha sido engañada con premeditacion. Eso deberia de ser delito.
Al hombre que roba "una barra de pan" para dar de comer a sus hijos, lo encarcelan no se cuanto tiempo y a los banqueros que estafan y roban a manos llenas encima les inyectan dinero a sus bancos.
No se en que pais vivimos, pero esto me parece un sin sentido y un verdadero ......... .. ............. ....... ....... .......
Cada uno que ponga los calificativos que desee.

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador