La Peña de Montañeros Gistredo subió un año más el Belén al pico más alto del Bierzo, el Catoute, y ya son cuarenta y cuatro ediciones cumpliendo con esta tradición. En torno a 250 montañeros llegados desde distintos puntos del Bierzo, León e incluso desde fuera de la provincia, se dieron cita en Colinas del Campo para iniciar los 13 kilómetros de recorrido que separan al pueblo de la cima, salvando un desnivel de 1.000 metros.

Bembibre Visual les ofrecerá en los próximos días un reportaje sobre esta aventura.

728x90-cuenta-on-verde
happyending 728x90 jpg
warhol_360