Una segunda sentencia, del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), interpuesta a instancias de Ecologistas en Acción, por diversos grupos ecologistas del Bierzo y ciudadanos a título individual,  reitera la anulación de la autorización ambiental que permitía a la cementera Cosmos usar residuos como combustible.

La sentencia  ha sido estimatoria, al igual que en el recurso contencioso interpuesto por las Denominaciones de Origen del Bierzo  “al entender que la instalación de que se trata debió someterse a evaluación de impacto ambiental, motivo que es precisamente el primero de los alegados en el escrito de demanda” y “por venir exigido por los principios de seguridad jurídica y unidad de doctrina” al haberse dictado ya, por la misma Sala,  una Sentencia que anulaba la misma Orden recurrida.
 
Es oportuno recordar que,  debido al masivo rechazo expresado por la población del Bierzo,  la propia Consejería de Fomento y Medio Ambiente dejó sin efecto la autorización ambiental de Cosmos, ahora anulada por dos sentencias del TSJ, por lo que sería absurdo que la Junta las recurriera ante el Tribunal Supremo. 
 
Son, con esta, tres las sentencias  que el TSJ ha emitido en contra de la incineración de residuos en las cementeras de la provincia de León. A las del Bierzo hay que sumar la sentencia de julio de 2013, que anuló la autorización ambiental de la cementera de La Robla, básicamente por eximir a la empresa propietaria de la fábrica,  de cumplir el límite legal de emisión de dióxido de azufre, en una comarca sanitariamente muy afectada por los niveles de este contaminante. 
 
La nueva sentencia es importante para los ecologistas, pues les permitirá pedir la ejecución provisional de las resoluciones judiciales tanto en el Bierzo como en La Robla, posibilidad que están estudiando, al tiempo que vuelve a poner en jaque la coincineración de residuos no sólo en la provincia de León sino en el conjunto de esta Comunidad.
 
Finalmente, instan una vez mas al Consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, a que abra un proceso de diálogo con todos los agentes implicados y  renuncie,  en el nuevo Plan de Residuos de Castilla y León, a la incineración de desechos en las tres cementeras de Castilla y León, Cosmos en el Bierzo, Tudela Veguín en La Robla y Portland Valderrivas en Venta de Baños,   por su coste ambiental, sanitario y económico. “El rechazo social a la incineración de residuos ha encontrado un contundente apoyo en los tribunales de justicia, por lo que la nueva planificación debería descartar esta peligrosa actividad y priorizar de manera efectiva la reducción, la reutilización y el reciclado de los residuos”. 

 

{module ANUNCIOS GOOGLE PIE} 

 

    

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador