Unión Progreso y Democracia en Castilla y León califica de poco democrático el rechazo del Grupo Popular en las Cortes a realizar una Comisión de Investigación sobre la Operación Púnica y su posible vinculación a contratos públicos en la región.

La formación magenta no entiende por qué no se disipan las dudas sobre los contratos con las empresas Cofely, Dalkia o Isfere si el Gobierno regional no tiene nada que ocultar y pide a los procuradores populares que reconsideren su posición.

En opinión de este partido, con esta comisión no sólo se disiparían algunas sombras en la gestión de algunas Consejerías, sino que podría servir para mejorar los sistemas de control en la contratación pública y evitar que escándalos de este tipo salpiquen al Parlamento regional.

Asimismo, UPyD critica que el Partido Popular no tenga voluntad política para tratar este tema con seriedad en un contexto social en el que el grado de exigencia sobre los representantes públicos, especialmente sobre los gobernantes, es mucho mayor.

El candidato a la presidencia de la Junta, Rafael Delgado, lamenta esta decisión del partido de Juan Vicente Herrera y afirma que “negarse a investigar arroja dudas sobre el papel del PP en este caso”. Delgado considera que con decisiones de este tipo, “que responden a intereses de partido y no al de los ciudadanos, se alimenta el discurso de la antipolítica”.

“Si no hay nada que ocultar, no hay motivo para evitar esta comisión”, afirma. “Los castellanoleoneses quieren saber dónde va su dinero y parece que  el PP se está esforzando mucho por ponérselo difícil”, explica.

 

{module ANUNCIOS GOOGLE PIE}

 

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador