La Asociación Gastronómica Región Leonesa para el buen yantar, afirma que tras leer el proyecto de decreto según el cual la Junta de Castilla y León obligará a ofrecer productos de la marca Tierra de Sabor en los restaurantes que quieran acceder a la categoría de lujo o primera, muestra su total asombro y desacuerdo. “Además de otros requisitos, deberán tener carta de vinos que cuenten, como mínimo con cuatro de las denominaciones de origen de Castilla y León y utilizar productos de la marca Tierra de Sabor de Castilla y León y de alguna de las figuras de calidad agroalimentaria recogidas en Castilla y León”.

Esta Asociación Gastronómica está en desacuerdo con que se obligue a ningún restaurante a poner productos de Tierra de Sabor o de cualquier otra marca en concreto. “Esta política resulta rayana con el chantaje y más propia de economías intervenidas que de espacios económicos europeos de libre mercado. Cada empresario debe poder decidir qué marcas y productos pone en su negocio sin que ninguna administración le imponga las marcas o productos que tiene que utilizar”.

Además entienden que la marca Tierra de Sabor se utiliza políticamente, al igual que otras análogas como Queso Castellano, que a su juicio se dedican a promocionar todos los productos acogidos a ellas como si fueran “castellanos”, independientemente de si proceden de la parte castellana de la comunidad autónoma o de cualquiera de las tres provincias leonesas que conforman el “y León” del nombre de la comunidad. “Para darse cuenta, sólo hay que ver los spots y vídeos promocionales de estas marcas”.

Sostienen que los empresarios de los restaurantes que lo deseen tienen derecho a establecer y/o mantener su identidad y tipismo exclusivamente leoneses, cosa que los productos de Tierra de Sabor impiden, ya que entienden que aportan una identidad únicamente castellana. “Por ello no podemos obviar el hecho de que imponen por decreto la utilización de una marca que también ampara productos originarios de otras comunidades autónomas e incluso del extranjero que apenas han sufrido una mínima transformación dentro del territorio autonómico, como puede ser su envasado, frente a los verdaderos productos y productores de las dos regiones que componen la comunidad; por no hablar de que Tierra de Sabor es una marca tan amplia que incluye desde productos de marcas blancas de distintos supermercados, hasta productos amparados con IGP y DO con el perjuicio que ello supone para estos últimos al dotarles, de forma indirecta, de una “imagen de supermercado”, que difícilmente puede aportar valor añadido alguno a ningún empresario hostelero, ya sea leonés o castellano”.

“No podemos sino mostrar nuestra más enérgica repulsa a la utilización de la gastronomía leonesa con finalidades políticas, por lo que instamos a la Junta a que retire el mencionado proyecto de Decreto y proceda a modificarlo eliminando cualquier alusión a la citada marca de polémica”.

 

{module ANUNCIOS GOOGLE PIE}


 

Comentarios  

0 #1 ciudadano 08-01-2015 12:06
Una metedura de pata, de estos que hemos votado para dirigirnos, “mal llamados políticos”, reconocen marcas y para descalificar a otras, las imponen por ley, como si los demás productores fuéramos unos inquisidores y nuestros productos fueran de inferior calidad, obligando a consumir los productos que ellos promocionan, para desprestigiar a sus colegas, que han promocionado otras zonas con los mismos productos de mejor calidad LAMENTABLE MUY LAMENTABLES QUE LOS POLITICOS QUIERAN IMPONER UNOS PRODUCTOS POR LEY Y NO POR CALIDAD
0 #2 .....Aida 08-01-2015 13:36
Se suponia que estaba,ps en un pais libre, que cada uno decidia ... Esto parce una dictaduraa pura y dura ...

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador