Este viernes vio la luz la edición ilustrada de la novela “El Señor de Bembibre” bajo el paraguas de la Biblioteca Gil y Carrasco, el proyecto editorial del berciano Valentín Carrera. La obra magna de la Literatura Universal y título por excelencia de Enrique Gil completa el séptimo de los ocho volúmenes que llegan con motivo del segundo centenario del nacimiento del autor.

El mejor escenario para presentar esta novela es en la villa de Bembibre, aprovechando la semana cultural del Festival del Botillo, una edición aún más especial si cabe porque incluye un prólogo de Ramón Carnicer, que en palabras de Carrera es “un texto clásico de una gran precisión”, y el ensayo “Historia secreta de la melancolía”de Juan Carlos Mestre y Miguel Ángel Muñoz Sanjuán “de una gran importancia para comprender a Enrique Gil globalmente”.

Pero además Juan Carlos Mestre es el encargado de hacer una aportación artística al margen de la literaria: la ilustración con 21 láminas que adorna y engalana esta edición especial de “El Señor de Bembibre”.

En la misma línea de los objetivos que persigue la Biblioteca Gil y Carrasco en su conjunto, esta edición busca llegar al público joven. “Una edición atractiva y moderna que se acerca a las nuevas generaciones, a los jóvenes”, añadió Carrera.

Juan Carlos Mestre destacó la importancia de llegar un público joven, “porque sin joven lector no hay futuro”. Y de hecho, dijo que su aportación se limitó a “tunear una obra”, es decir, con las ilustraciones de la edición Príncipe del siglo XIX “la he actualizado a la posibilidad de una lectura moderna”. “Que el mundo oscuro de los Templarios, el mundo, si se quiere siniestro de la Edad Media, de las luchas del poder, aparezca iluminado hoy a la mirada imaginaria a la que se puede enfrentar cualquier joven lector”, expresó Mestre.

Una aportación en esta reedición de la obra de Gil y Carrasco, de quien, citando a Luis Cernuda, dijo que “es el antecedente de Bécquer”. “Sería imposible imaginar lo que fue el desarrollo de la poesía romántica sin la presencia de alguien que tuvo tan poco tiempo para brillar en el mundo y que murió tan joven como Enrique Gil”.

Mestre elogió la labor de Valentín Carrera al frente de la Biblioteca Gil y Carrasco, por haber materializado un “desafío asumido por una persona que hubiéramos esperado que hubieran asumido las altas instituciones de la cultura de nuestra comunidad”. No fue así, pero a pesar de todo “los milagros suceden de esa manera y esto no es sino la reiteración mágica que hay personas cuyo esfuerzo personal puede ayudar a cambiar la mentalidad de toda una época”.

El acto de presentación contó con la introducción de Mestre, y en la misma participaron Valentín Carrera, el profesor Jovino Andina, la concejala Laura Álvarez y el alcalde José Manuel Otero.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

 

Amena en casa 728x90
happyending 728x90 jpg
warhol_360