Un año más, la Feria Agroalimentaria ha vuelto a ser un estímulo importante del Festival Nacional de Exaltación del Botillo, aunque los efectos del temporal también se dejaron notar en este evento. Concretamente, con una ausencia que al final se elevó a 8 expositores que no pudieron llegar –algunos incluso en la carretera tuvieron que dar la vuelta-, pero también con una asistencia menor de público respecto al año pasado.

El concejal de Comercio, Turismo y Fiestas, César Ferrero, valoró positivamente la Feria Agroalimentaria; de hecho, por su trayectoria esta valoración “siempre es positiva, a pesar de que este año no pudieron llegar todos”, lamentó. Sin embargo, no sólo hubo menos expositores sino menos público que algunos notaron en las ventas. “Esta Feria funciona muy bien con gente de Villablino o de Fabero que con estas inclemencias meteorológicas optaron por no salir de casa, y eso se nota aquí”, explicó el edil.

Respecto a la apuesta por empresas de otros sectores que se ubican en la planta superior, el concejal reconoció que todavía necesita un empujón y que los expositores aseguran “que a la gente le cuesta subir”. “Ellos nos transmiten su apuesta y dicen que están dispuestos a seguir apostando por la Feria, además que la porción de gente es mucha, pero hay que buscan un estímulo para que la gente suba”.

Como norma general, la Feria Agroalimentaria llegó a su fin con satisfacción generalizada. Sigue habiendo un buen sabor de boa edición tras edición, y como es lógico hay una valoración desigual. Por un lado, expositores que agotan todas las existencias con las que llegaron el primer día. Puestos como el de embutidos de Vegacervera, de naranjas o aceite de Jaen que, además, cuentan con una clientela fija que aguarda a cada edición para llevarse algo. Por otro lado también están otros expositores que acusan más el descenso de público pero sin que ello lleve a valoración perspectiva.

Durante los tres días ha habido mucho movimiento de gente, y sobre todo en horas punta ha llegado a ser un auténtico hervidero de gente.

También hubo buenas sensaciones en el restaurante popular que este año superó el número de botillos que sirvió la pasada edición. En total fueron 280 platos completos de botillo, de los cuales cerca de 150 se sirvieron sólo el domingo a mediodía.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

Comentarios  

0 #1 NO ME EXTRAÑA NOCONTENTO 10-02-2015 19:48
Que bajen los precios, veras como venden. Que es un abuso.
0 #2 claro 11-02-2015 02:05
Que lo regalen ;-)
0 #3 uno 11-02-2015 02:07
Yo compré como todos los años. No me parece que los precios estuvieran elevados, por lo menos en lo que yo compré. Claro que uno mira, compara y elige. Si lo ves caro no lo compras, si lo ves malo tampoco, así que lo que mejor se vende es lo que tiene una buena relación calidad precio, como siempre.

A mi esta feria me gusta mucho y siempre dejo unos cuantos euros para gastármelos allí

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador