Falleció este miércoles en Sevilla el actor Carlos Álvarez-Novoa, después de toda una vida dedicada a la enseñanza y la interpretación. Comenzó a hacer teatro en 1957, pero no pasó al cine hasta 1991, con la película de Vicente Escribá “Llanto por Granada”. La fama le llegó en 1999 con la película “Solas”, de Benito Zambrano, por la que recibió el Goya al mejor actor revelación, a los 59 años.

Carlos Álvarez-Novoa nació en La Felguera, en 1940, pero estuvo muy vinculado al Bierzo, especialmente a Bembibre y Ponferrada, donde su padre ejerció como notario. Fue también escritor, director de teatro y profesor de literatura en varios institutos de bachillerato.


Este es nuestro pequeño homenaje: una entrevista realizada por Nicanor García Ordiz para FM Bierzo con motivo de una visita al Bierzo para ofrecer una representación teatral en el Bergidum






{module ANUNCIOS GOOGLE PIE}



Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador