La asociación de Enfermos Renales Alcer ha comenzado la campaña para construir un monumento a los donantes de órganos en Bembibre. De esta forma el colectivo quiere agradecer la voluntad de las personas que deciden donar sus órganos para que otras personas puedan seguir viviendo, algo que el presidente de Alcer León, Julio González, reconoció que “no hay manera humana de agradecer que ellos no reciben nada, y nosotros recibimos vida”.

Con este simbolismo de fondo, la asociación ya cuenta con el diseño elaborado por el ingeniero y escultor José Ángel Merino. También una ubicación provisional dentro de diferentes opciones que dio el Ayuntamiento, explicó González, aunque todavía no es la ubicación  definitiva.

El siguiente paso es el más complicado, pero no imposible: conseguir la financiación para levantar el monumento, que se pagará con aportaciones privadas y comerciales, confirmó Julio González. Por el momento cuenta con 33 patrocinadores de otros puntos de la comarca, y ahora buscará financiación en Bembibre. El colectivo necesita 200 colaboradores privados. “Nosotros llevamos la idea y si la empresa quiere colaborar lo anoto en una libreta, no tiene que pagar nada hasta que no hayamos reunido a todos los que sean necesarios y encarguemos la obra”.

Con este planteamiento el presidente de Alcer confía que el próximo verano pueda ser una realidad, a la vista de que “hay mucha colaboración en donación”.

Julio González quiso llamar la atención una vez más de la importancia de que la ciudadanía esté concienciada sobre la donación máxime porque nadie está exento de padecer una enfermedad renal que implica el falo de órganos vitales como los riñones.

En la comarca del Bierzo la delegación de Alcer León contabiliza en el orden de 85 enfermos que reciben diálisis, un número que incluso podría ser superior ya que “están entrando unos y saliendo otros”.

 

{module GOOGLE PIE DISPLAY}

Ajedrez - Encuentra la mejor jugada

Sudoku para todos

 

eldespertador