Satisfacción al cierre de la octava edición de la Feria del Stock de Acobem, la primera en un nuevo emplazamiento en los bajos del edificio que alberga el Juzgado de Paz y oficina de empleo. La asociación buscaba una ubicación más céntrica y próxima a la población, lo que provocaba incertidumbre en general sobre su desarrollo. El balance final muy positivo por la fuerte afluencia de público en horario tanto de mañana como de tarde.

El presidente de Acobem, Jesús Blanco, reconoció que todavía es pronto para analizar si ha superado la afluencia de años anteriores, sobre todo después de la edición de 2015 que superó todas las expectativas. “Pero todo parece indicar que lo ha mejorado, y durante todo el día la Feria ha estado llena de gente”, subrayó Blanco.

En cualquier caso, este año es difícil cuantificar las ventas por cuanto los vales se entregan con un criterio diferente al de la edición anterior, destacó el presidente de Acobem. En este sentido, fueron 500 vales los que entraron en la urna que, por el sistema del último año sería superior a las ventas de la pasada edición.

Al margen de las ventas propiamente dichas, algunos de los participantes acudieron a esta cita con la intención de promocionar y reforzar su presencia en Bembibre.

La jornada también tuvo un componente solidario con un sorteo a beneficio de Cruz Roja.

Además de este sorteo, otro de los atractivos de la Feria fue un incentivo para que los padres y madres pudieran aprovechar una jornada de compas promocionando una sesión en un parque infantil de juegos.

Amena en casa 728x90
happyending 728x90 jpg
Caperucita Roja Lateral
warhol_360