Una de las ministras del actual Gobierno de España, dijo hace escasos días que aproximadamente para el año 2025 llegará el fin del carbón. Esto es una muerte anunciada ya desde hace tiempo. Cuando hace no muchos años había movilizaciones de los mineros contra el gobierno de turno (sin importar el color político), nunca escuché decir a ningún líder, que el problema del carbón berciano era lisa y llanamente un problema de ámbito global. Es así entre otras varias razones porque se sabe desde hace muchísimo tiempo, que por desgracia para El Bierzo hay carbón a patadas por muchas partes del Mundo y en una economía globalizada como la actual, las minas de carbón del Bierzo, resulta que no valen para nada. Así de simple y así de triste.

Pero al margen de estas reflexiones socio-políticas, lo que si está claro es que la minería del carbón fue importantísima durante muchos años para muchos bercianos (antes del año 1850 ya había alguna mina abierta) y por ello nunca está de mas hablar de este asunto. Hace escasos días en la revista “Tierra y Tecnología” del Colegio Oficial de Geólogos publiqué un artículo sobre mis vivencias en la minería del carbón. Esta es una revista de carácter técnico y en otros tiempos lo mas adecuado hubiese sido hablar de los aspectos geológicos del carbón berciano (número y características de las capas, estructura geológica y demás),pero dadas las circunstancias me limité como he dicho a relatar mis impresiones personales desde la óptica de un geólogo.

En un medio como “Bembibre Digital” por el contrario entiendo que no procede enfocar el relato del mismo modo. En nuestra comarca son muchos muchísimos los que podrían contar sus “batallitas” en el mundo del carbón. Los accidentes, los sueldos, la dureza del trabajo y similares. Por ello hay que “invertir las tornas”. Ahora hablaré de la geología, aunque eso si en términos que puedan ser compresibles para cualquier minero. Lo haré de la zona que mejor conozco que es la mas meridional es decir el área de Torre-Bembibre. Se extiende en longitud desde el pueblo de Viloria (Municipio de Castropodame) hasta Montealegre y La Silva. Esto es unos12 Km. en dirección Este-Oeste es decir a lo largo. En cuanto a su anchura se podría hacer coincidir su límite Norte con el trazado de la carreta Madrid- Coruña más antigua de todas y por el Sur con una línea trazada desde el pueblo de San Facundo al de Santibañez de Montes, pueblo este del que actualmente no quedan mas que algunas escasa ruinas de lo que fue su casco habitado. Es un pueblo por lo que yo conozco ya desaparecido oficialmente. Como es mucho lo que tengo que contar lo haré en diversos artículos.

LIMITE SUR

El área carbonífera de la que pretendo hablar ocupa la zona mas meridional de la Cuenca Carbonífera del Bierzo. Es el límite de la misma por el Sur. El terreno carbonífero se encuentra sobre un sustrato de rocas mas antiguas conocidas popularmente como “El Siluriano”. Dicho de otro modo el muro del Carbonífero es el “Siluriano”. Su nombre más correcto sería el de Silúrico (pizarras negras) y también Ordovícico (cuarcitas). Sobre este sustrato aparece una gran extensión de lo que se denomina el conglomerado basal. Este es ya terreno carbonífero, pero no productivo, es decir que no tiene al menos teóricamente capas de carbón. Es una banda que discurre (longitud) desde Santa Marina de Torre hasta Montealegre; pero muy al Sur de ambos pueblos. Su longitud es pues de varios kilómetros. Su anchura en superficie es de más de un kilómetro. Esta formado por una serie de cantos redondeados algunos de gran tamaño otros mas pequeños mezclados con arenas más o menos gruesas. Es un tipo de terreno que recuerda al que hallamos actualmente en el cauce del río Boeza, pero son cantos que no están sueltos como los del río si no cementados como si fuese hormigón. En algunos casos (los menos ) los cantos no son redondeado si no angulosos; pero lo mas normal es que sean redondeados.

En este conglomerado en principio como he dicho no debe haber capas de carbón. Digo esto porque en una zona que según el estudio de ADARO (1984) está enclavada en este conglomerado basal se extrajo carbón. Esto ocurrió al SE de Santa Cruz de Montes y muy al Sur de la zona donde se localizaron desde antiguo capas de carbón. Es posible que hubiese algún error más o menos importante en la cartografía de ADARO. Se sabe que las capas de carbón son en realidad antiguas turberas. Se sabe también que para que se formen terrenos como el conglomerado basal se tuvieron que dar unas condiciones (en un lejano pasado) que no son adecuadas para formar turberas. Aunque en este caso no parece muy probable, pudo darse el caso de que en medio de los conglomerados apareciese alguna capa de carbón. No obstante lo que considero mas probable es que hubo un error en la cartografía de ADARO y que en esa zona aludida al SE de Santa Cruz de Montes donde se indicó la presencia del conglomerado basal lo que en realidad hay es el llamado Paquete de Las Anchas, en el que si hay capas de carbón. Pero de este asunto hablaré en el próximo artículo.

Como ilustración adjunto una fotografía de un corte geológico realizado a la antigua usanza en la Mina Virgilio Riesco. Digo lo de la antigua usanza porque en los últimos años se hacían con el ordenador.

Rogelio Meléndez Tercero

 

 

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.