El Ayuntamiento de Castropodame ha obtenido un remanente de tesorería positivo para gastos generales que se eleva a 694.410 euros. Una cantidad que el alcalde, Román Díaz, espera poder destinar a obras repartidas en todos los pueblos del municipio, en concreto como un complemento de los planes provinciales.

Así lo expresó el alcalde después del Pleno de este martes, que dio cuenta del remanente de tesorería positivo en el pasado ejercicio de 2017. Aunque de momento a la espera de novedades respecto al anuncio del Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, que prometió un decreto a corto plazo para que los consistorios puedan usar el superávit del pasado año en este ejercicio y el próximo.

Eso sí, de momento sin detalles concretos, por lo que sólo queda “esperar a ver cuáles son las directrices del Ministro Montoro, a ver en qué podemos gastar, si sólo va a ser para obras financieramente sostenibles o para gastos generales”. En ese sentido, añadió que “dependiendo en lo que se pueda gastar, lo gastaremos adecuadamente”.

Las miradas están puestas en una distribución de las obras por los diferentes pueblos del municipio, “una obra en cada pueblo con un poco más de dinero del que hay en los planes provinciales”. De este modo, añadió el alcalde, “podríamos gastar el doble”.

El Pleno también aprobó por unanimidad la solicitud de un vehículo pick up a la Junta de Castilla y León para labores de protección civil así como dio luz verde a tres mociones: para apoyar las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en su equiparación con las policías autonómicas; apoyar y defender la prisión permanente revisable; y asumir compromisos de igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres en todos los ámbitos de la sociedad, política, administración, deporte y cultura.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.