El consejero de Fomento de la Junta ha concedido el uso de suelo de vivienda unifamiliar para la legalización de la edificación que esta misma semana estuvo a punto de demolerse en el municipio de Congosto. La resolución concluye que el archivo del expediente del pasado 31 de mayo "debió proceder a analizar si en base a las normas municipales y al estado del desarrollo urbanístico y situación existente en ese momento podía otorgarse o no el uso provisional solicitado", lo que ha llevado a revocar aquella resolución dando pie a la legalización que el Ayuntamiento había supeditado a la Comisión de Urbanismo.

La propietaria expresó su satisfacción por esta resolución, fechada el pasado 26 de abril pero que ha llegado hoy mismo, justo un día después de la fecha en la que acordaron el derribo de su vivienda y que finalmente fue paralizado por encontrarse ocupada en su interior. Con ello, ha confirmado que va a dirigirse al Ayuntamiento para que emita la correspondiente licencia, que estaba condicionada a esta resolución: “me decían que no me daban la licencia porque no se había autorizado la concesión de uso del suelo”.

De esta forma se pone punto y a parte a una polémica que se inició en el año 2006 con la construcción del inmueble en suelo rústico.

Balboa siempre ha sostenido que el Ayuntamiento debió conceder la correspondiente licencia ante la ausencia de respuesta por parte de la Comisión Territorial de Urbanismo. La propietaria evocó un silencio administrativo positivo que el Ayuntamiento no entendió como tal sin pronunciamiento de la Comisión Territorial de Urbanismo.

Ello derivó en una controversia legal que todavía debe dirimirse en vía penal, con la supuesta implicación de dos personas, incluido el exalcalde, según la denuncia de Fiscalía por presunta prevaricación y cohecho condicionando supuestamente la concesión de licencia. El Juzgado decretó el sobreseimiento en instancia pero tanto la propietaria como Fiscalía presentaron un recurso.

El Pleno de la pasada semana puso de manifiesto el distanciamiento personal con diferentes consideraciones personales de los concejales pidiendo la legalización del inmueble. Entonces, aunque no había un reconocimiento expreso del silencio administrativo positivo, la propietaria invocaba el mismo por no haber respondido la Comisión Territorial de Urbanismo en el momento pertinente.

Rosana Balboa espera que en este momento no le pongan trabas a la concesión de la licencia correspondiente.

 

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.