Foto: Atlético Bembibre

El Atlético Bembibre deja atrás una racha negativa de cinco jornadas sin ganar, y lo hace además en un campo que nunca le había sido propicio. Los bercianos no habían conseguido puntuar en el Fernández García, en ninguna de las seis ocasiones en que lo habían visitado hasta la fecha.

El Villaralbo llegaba a este choque como colista, pero con muchos refuerzos. Hasta seis jugadores había incorporado la entidad azulona en los últimos días, entre ellos el delantero del Zamora Jarabo, convirtiéndose en un equipo casi nuevo para buscar la salvación desde esta misma jornada . Y el nuevo bloque se hizo notar sobre todo en el primer tiempo, donde el Bembibre se encontró con un conjunto muy combativo que no le puso las cosas nada fáciles, e incluso llegó a tener una ocasión clara de gol que no supo aprovechar. Tras la ejecución de un saque de esquina el balón llega rechazado a Rodri, que en posición franca para marcar lo envía por encima de Ivanildo.

Los rojiblancos se repusieron pronto del susto, y conscientes de la importancia de este partido regresaron al campo tras el descanso con mayor intensidad. Pero fue necesario esperar al minuto 70 para que Aleixo abriera el marcador a pase de Óscar. Y en apenas 10 minutos el Bembibre desarboló por completo a los zamoranos, con otros dos tantos de Miguel Cabral y Óscar que dejaban definitivamente sentenciado el encuentro.

Esta victoria, la segunda fuera de casa, debe servir a los bercianos para serenar los ánimos, coger de nuevo confianza y comenzar a escalar posiciones en la clasificación. La próxima semana visita La Devesa el Burgos Promesas 2000, que viene de perder en casa frente al Cristo Atlético y se encuentra a dos puntos del Bembibre. Una buena ocasión para confirmar la mejoría del equipo y alejarse definitivamente de la zona de peligro.

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.