Pese a que no llegó la quinta victoria del Embutidos Pajariel Bembibre, el conjunto berciano demostró que tiene capacidad para competir con cualquier rival. Esta vez cayó por 77-65 ante Perfumerías Avenida en un duelo de rivalidad regional muy competido hasta el último cuarto, en el que el líder de la Liga Dia no lo tuvo nada fácil para superar a un cuadro bembibrense que supo hacer de la carencia virtud y compitió hasta donde le permitieron la rotación y las fuerzas. Sus aficionados y su cuerpo técnico, de hecho, se mostraron muy orgullosos de la imagen ofrecida por unas jugadoras que compitieron contra todas las adversidades.

En un choque en el que las bajas se suponía que resultarían determinantes, las faltas lastraron las opciones bercianas desde los primeros minutos. Sin Jovana Pasic, fuera por precaución, y sin Quinn Dornstauder, que no volverá a jugar en la presente campaña después de la lesión sufrida en Zaragoza, las de Fran García sorprendieron con una puesta en escena sobresaliente, brillante y efervescente. De hecho, exceptuando en el tercer periodo, todos los parciales fueron muy parejos. Quizá por inesperada, resultó más agradable la actuación de las rojillas, que lamentablemente no pudieron dedicar la quinta victoria a la canadiense. El mensaje de la camiseta con la que saltaron a la pista, “Ánimo, Quinn”, pareció darles alas en algunos momentos de flaqueza.

Las siete jugadoras bembibrenses que participaron en el envite, sin duda, lo dieron todo, pero al final, los contratiempos tuvieron el suficiente peso para que la balanza cayera hacia el lado de un equipo, Perfumerías Avenida, que apenas concede opciones en el campeonato doméstico. Siempre gusta competir en la ciudad del Tormes, en un templo del baloncesto como Würzburg, y lo expuesto por las pupilas de Fran García esta vez nos permite confiar en su progresión y confirmar su buena labor. Cada cierto tiempo, el cuadro bembibrense sale de Salamanca satisfecho pese a la derrota. Una vez más, fue así.

Las bercianas compiten muy bien hasta el descanso

No empezó muy bien el partido para las bercianas, que perdieron pronto a Elin Gustavsson al cometer su segunda falta a los dos minutos. Aguantaron cerca en el marcador en el tramo inicial, pero la sustituta de la sueca, Bineta Ndoye, también se cargó pronto de personales. Pese a que las charras parecieron escaparse, las de Fran García respondieron con cinco tantos consecutivos de Brittany Brown que devolvieron el equilibrio al marcador (11-11) superado el ecuador del primer acto. Inició entonces un buen tramo de juego el cuadro berciano, que consiguió recuperar la superioridad (15-19) gracias a dos triples de Laura Aliaga, que acabó con 8 puntos. Desde el 6,75 respondió D’Andra Moss para poner en ventaja (20-19) a las suyas cuando sonaba la bocina que indicaba la finalización de los diez primeros minutos.

En la continuación, con los galones que indican su capitanía, Aleksandra Stanaćev, que acabó con 10 tantos, tomó el mando de las operaciones para enlazar cinco seguidos que devolvieron la ventaja a las bembibrenses. Tras un 2+1 de Brittany Brown, que anotó 17 puntos en la primera mitad, adquirieron su mayor ventaja (22-27) las bercianas, pero las de Miguel Ángel Ortega firmaron un parcial de 7-0 que las puso de nuevo en ventaja. Apenas pudieron reaccionar entonces las del Bierzo Alto, superadas por el mayor ritmo de las salmantinas en este tramo del envite. La ventaja fue creciendo poco a poco, aunque su renta no llegó a las dobles figuras de momento. De hecho, Ndoye y Brown se combinaron para comprimir el marcador cerca del intermedio. Pese a un leve arreón local, los dos primeros puntos de Åström, con una canasta sobre la bocina, pusieron el 41-38 con el que las jugadoras se encaminaron hacia los vestuarios.

El tercer cuarto resulta determinante en un duelo parejo

Pudo ponerse en ventaja el conjunto berciano tras la reanudación, pero faltó suerte y sobre todo acierto. Laura Nicholls, que anotó 14 puntos, apareció entonces para impulsar al conjunto perfumero, propiciando que las de Miguel Ángel Ortega tomaran una renta confortable. La ventaja local, de hecho, llegó a la decena (52-42) mediado el tercer periodo, circunstancia que obligó a Fran García a pedir un tiempo muerto. Sin Kristina Rakovic, con tres personales, sus pupilas respondieron enlazando cuatro tantos sin respuesta local. Sin embargo, Brown, que acabó con 25 tantos, erró un adicional que habría reducido a la mitad la desventaja. Aprovechando la ausencia de Ndoye y sus centímetros, siguieron sumando las charras gracias a Erika De Souza para mantener la diferencia en una situación cómoda, con una ventaja que superó la barrera psicológica del +10 (62-51) a la conclusión del tercer cuarto.

Pese a que parecía que apenas tenían opciones, las del Bierzo Alto trataron de competir dentro de sus posibilidades en los últimos minutos. Con una desventaja que rondó el -10 casi en todo momento, las de Fran García se esforzaron por evitar que el partido fuera un paseo para las salmantinas en el asalto definitivo. De Souza, que firmó en total 17 tantos, siguió haciendo mucho daño cerca del aro, mientras Rakovic, que aportó 10, era la principal respuesta en las bembibrenses. A veces, y esta ocasión es un ejemplo, no llega con jugar bien para ganar. Las bajas de Pasic y Dornstauder acabaron siendo determinantes para un equipo, Embutidos Pajariel Bembibre, que acabó perdiendo (77-65), pero ofreciendo una gran imagen. Fran García, de hecho, destacó, que “me siento muy orgulloso de mis jugadoras. Después del golpe anímico sufrido la pasada semana, competir en este partido contra este equipo y con todo en contra es para tener sólo palabras buenas de este equipo”, sentenció.

La ficha del partido:

Perfumerías Avenida, 77 (20+21+21+15): Laura Nicholls (14), Kim Mestdagh (13), María Asurmendi (2), Laura Gil (10), Chrissy Givens (8) -cinco inicial-; Adaora Elonu (4), Silvia Domínguez (2), Laura Quevedo (-), Erika de Souza (17) y D’Andra Moss (7).

Entrenador: Miguel Ángel Ortega.

Embutidos Pajariel Bembibre, 65 (19+19+13+14): Brittany Brown (25), Aleksandra Stanaćev (10), Laura Aliaga (8), Kristina Rakovic (10), Elin Gustavsson (6) –cinco inicial-; Ellen Åström (4) y Bineta Ndoye (2).

Entrenador: Fran García.

Árbitros: Juan Ramón Hurtado Almansa y Salvador Patricio López.

Incidencias: Partido correspondiente a la 12ª jornada de la Liga DIA, disputado en el pabellón Würzburg de Salamanca. Se realizó una ‘lluvia de peluches’ en el descanso, amenizado por unos músicos. Las jugadoras del Embutidos Pajariel Bembibre lucieron una camiseta en la que se leía “Ánimo, Quinn” para apoyar a su compañera Quinn Dornstauder, lesionada de gravedad en el encuentro disputado ante Mann-Filter Zaragoza.

Departamento de Comunicación del Club Baloncesto Bembibre

 

 

 

compramostucoche.es

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.