Más allá de la aprobación del presupuesto de 2018, el Pleno de Bembibre también aprobó otras cuestiones como un reconocimiento extrajudicial de créditos para hacer frente a facturas de las fiestas del Cristo, y la dedicatoria de una calle al ex alcalde, Antonio Rey, fallecido el pasado año 2017.

Sobre el expediente extrajudicial, PSOE y CB votaron en contra por incluir facturas que no contemplaba el presupuesto para hacer gastos de las fiestas del Cristo. “El informe de intervención es demoledor: se aprecian irregularidades imputables a los órganos de gestión dado que se contrataron servicios cuando ya no existía crédito presupuestario para poder atenderlo y precedido de propuesta de gasto negativo”, expuso la portavoz del PSOE, Silvia Cao.

En la misma línea, el portavoz de Coalición, Santiago Valcárcel, justificó que su grupo vota por sistema en contra de los reconocimientos de crédito porque “entendemos que es una medida excepcional y se está convirtiendo en algo del día a día”.

En este sentido, fueron críticos por presentar unas fiestas “con un presupuesto muy pequeño”, remarcó Cao, “y cuando contratan todas las actuaciones de las fiestas lo hacen fuera del presupuesto”.

La portavoz del PP, Elsa García, justificó la necesidad de hacer frente a las facturas independientemente de quién las emita en el caso de que “el presupuesto que se dotó fue insuficiente para cumplir todas las actuaciones, pero para mí es tan importante la factura de David Otero como la que se pueda pagar a cualquier de los establecimientos, aunque sea de 50 euros”. En este sentido, la relación de facturas que se incluye en esta relación de pagos podría haber sido cualquiera una vez se agotó el presupuesto, “el hecho de que sea una factura u otra es intrascendente”.

El botillo enciende el debate

Antes de finalizar el debate, el alcalde aludió a la reciente polémica por las entradas del botillo criticando la actuación de la oposición socialista antes de la celebración del evento. Ello derivó en un debate acalorado recordando lo que ya expresaron en las respectivas notas de prensa.

Silvia Cao reiteró las cifras de las entradas que se vendieron en la entidad bancaria y justificó que ella acudió al evento pagando su entrada. También recordó el reproche que se hizo al concejal socialista y presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, que acudió invitado por el Ayuntamiento de Bembibre. “Lo que tienes que hacer es no invitar al Consejo Comarcal y así no va el presidente”, recriminó Courel.

El alcalde le reprochó que pudo haberlo hecho este año, “el único que ha ido por la cara es usted”, en alusión a los concejales de la Corporación que pagaron entrada. Courel lo encuadró en el aspecto personal que “utiliza políticamente” y Cao contestó preguntando si también pidió el dinero a la subdelegada del Gobierno.

El ex alcalde Antonio Rey tendrá calle dedicada

Otro de los puntos del orden del día fue la dedicatoria de una calle al ex alcalde de Bembibre, José Antonio Rey, que falleció el pasado 30 de marzo. Aunque hubo unanimidad, los planteamientos de gobierno y oposición socialista eran muy diferentes.

La calle que finalmente acordó el Pleno fue la actual calle La Reguera, que recibe su nombre porque cubre la reguera que hasta finales de los años 80 atravesaba el parque y otros puntos de la villa, obra que se debe al propio Antonio Rey.

Los socialistas no objetaron nada a la dedicatoria de una calle pero discreparon con que fuera la propuesta por cuanto nunca vivirá nadie en la misma. En este sentido, plantearon dejar el punto sobre la mesa para dedicar al ex alcalde una calle de más entidad.

El alcalde, José Manuel Otero, aseguró que ya había trasladado a Antonio Rey antes de fallecer que le iban a dedicar una calle, y que fue aquel quien propuso que se le dedicara la calle La Reguera. Asimismo, Otero añadió que una de sus hijas conoce la propuesta para dedicar este vial, contando con su beneplácito.

 

 

compramostucoche.es