Los asistentes al festival de la pasada edición disfrutando de las actuaciones previas a la cena

Transcripción literal de la nota de prensa remitida por el Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Bembibre

El Partido Popular de Bembibre todavía no se cree que haya ganado las elecciones y, en vez de gobernar, sigue haciendo de oposición a la oposición socialista. Como no tienen trabajo ni proyectos propios, se dedican a criticar y desmantelar todo lo que han recibido.

Ahora le toca el turno al Festival del Botillo, donde, mintiendo como bellacos, dicen que fueron invitados a la cena de gala 651 comensales y, así, cada uno que entraba pagaba por tres. Son especulaciones de Roberto Enrique Fernández, quien, cada vez más en su papel de alcalde efectivo de Bembibre, dice que eso no volverá a suceder mientras él esté en el ayuntamiento. Como da por vendidas 349 entradas y 1.000 personas por asistentes, deduce que han cenado por la cara 651 personas y se queda tan pancho. ¡Hay que ser bárbaro!

Aunque el actual gobierno no lo sepa, las invitaciones al Festival del Botillo se regulan desde siempre por un Protocolo de Invitados donde figuran autoridades institucionales de todo orden, políticos, sindicatos, organizaciones empresariales, medios de comunicación y, en fin, todas cuantas personas contribuyen de una u otra manera a enaltecer el Festival. Este último año confirmaron su asistencia exactamente 221 invitados (entre ellos, 17 concejales y 8 alcaldes pedáneos, con sus acompañantes) y, por consiguiente, fueron esas las personas y no 651 las que, en palabras del PP, cenaron gratis.

Aclarado esto, lo de que se paga por tres es otra tontería. Según se explica Roberto Enrique Fernández, parece que el acto cuesta 15 € y cobramos 45 € para que los invitados no paguen. No es así. Se fija el precio de 45 € y ese precio es el que se paga con independencia de los invitados que haya. Por los invitados no paga la gente, paga el ayuntamiento con cargo al presupuesto municipal, como pasa con el resto del Festival. Parece mentira que desbarre en una cosa tan simple.

Han de saber los populares que nosotros recibimos un Festival simplemente correcto y en 20 años lo hemos convertido en el certamen gastronómico-cultural más importante de la Comunidad de Castilla y León, y con nosotros ha sido declarado de interés turístico regional y nacional. Han sido años de continua superación  que nos han llenado de orgullo por cuanto el Festival ha supuesto para Bembibre.

En cambio, con las novedades que anuncia el Partido Popular, mucho nos tememos que comienza la cuesta abajo. Si para reducir gastos hay que hacer pagar a los concejales y al alcalde, y sacar el Festival del Bembibre Arena, y rebajar la calidad de la cena y de las actuaciones, y así sucesivamente, el Festival del Botillo empieza a rodar cuesta abajo. No es ni más ni menos que lo que está pasando con todo en Bembibre. Hasta que un día cercano acabemos echando el cierre por defunción. Esa es la única desvergüenza de la que no quiere enterarse Roberto Enrique Fernández, alcalde efectivo de Bembibre.

Amena en casa 728x90
happyending 728x90 jpg
Caperucita Roja Lateral
warhol_360