Jugar al vóley sin mover las piernas; experimentar el hockey de una forma diferente, como lo hacen personas con discapacidad intelectual; o adentrarse en la modalidad deportiva ‘goalball’, con los ojos vendados tal y como lo haría una persona con discapacidad visual. Los alumnos del IES “El Señor de Bembibre” participaron en la actividad denominada ‘Tiempos Paralímpicos’, organizada por la Federación de Castilla y León de Deporte Adaptado que tiene el doble objetivo de formar en valores como la sensibilización e inclusión educativa a quienes no tienen discapacidad alguna, así como también promocionar la práctica deportiva de personas con discapacidad.

Así lo puso de manifiesto uno de los representantes de la Federación de Deporte Adaptado, Borja Sainz, que destacó los detalles de este proyecto que lleva seis años en marcha enfocada a varios ámbitos de la comunidad educativa.

Por un lado, los escolares de tercero y cuarto de ESO y primero de Bachillerato asistieron a una charla sobre cómo se adaptan las actividades, tipos de discapacidades, deportistas y la historia de las paralimpiadas. Posteriormente, en la parte práctica, tuvieron la oportunidad de conocer en primera persona la práctica de estas modalidades deportivas.

Los alumnos que no tienen discapacidad practicaron estos deportes y experimentaron en primera persona cómo afrontar las dificultades inherentes a cada tipo de incapacidad, física o intelectual. La boccia, el goalball, el sitting vóley, slalom en silla de ruedas y el hockey adaptado formaron parte de las actividades que realizaron.

En el primero de ellos, los escolares se metieron en la piel de las personas con parálisis cerebral para jugar a la ‘boccia’, un deporte similar a la petanca en que el deportista puede usar las manos salvo cuando tiene una imposibilidad física para hacerlo, en cuyo caso tendrá un ayudante que le colocará una canaleta orientándola según sus indicaciones.

Para jugar al ‘goalball’ los participantes se vendaron los ojos metiéndose en el papel de personas con discapacidad visual. Los jugadores de cada equipo lanzarían una bola que debían interceptar guiados por el sonido que emiten los cascabeles del interior.

En el sitting vóley para personas que no pueden usar las piernas, los estudiantes se colocaron sentados en el suelo con una red a altura, igual que si jugaran al voleibol pero sin la movilidad que le darían las piernas.

En el hockey adaptado para personas con discapacidad intelectual el formato de juego es diferente, moviendo un disco con un agujero en medio en el que los jugadores deben meter la pica.

Por último, un slalom en silla de ruedas sorteando los diferentes obstáculos, como sucede en el día a día por parte de personas con discapacidad.

El profesor de educación física del IES 'El Señor de Bembibre', David Ramos, destacó que esta iniciativa es “una manera de hacerles ver que todo el mundo puede participar en una actividad deportiva”, y en el caso de personas que no tienen discapacidad, “ponerse en su pellejo y que vean que no es tan fácil”.

Las sensaciones fueron varias: desde la angustia por jugar sin visión o sin usar las piernas, hasta la diversión por practicar unos deportes desconocidos para el público en general pero que contribuye a dinamizar, integrar y normalizar el deporte de las personas con discapacidad, y sensibilizar a quienes entre quienes no tienen limitaciones.

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

jornada deporte adaptado

 

 

compramostucoche.es

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.