Si ayer prestó declaración el coordinador de Stop Desahucios por la protesta que tuvo lugar el martes frente a Caja España y posterior encierro en la entidad, en esta ocasión deberá hacer lo propio la familia que pedía la dación en pago de una vivienda que no pueden pagar. Según pone de manifiesto la plataforma en un comunicado de prensa, esta tarde, a las 16.30 horas, la familia deberá prestar declaración para explicar su versión de los hechos ante la Guardia Civil como consecuencia de la denuncia de la entidad financiera.

Stop Desahucios justifica que “nos encerramos durante dos horas para reclamar más dialogo y menos soberbia de esta entidad”, pero que “nos responde con el dialogo de la denuncia ante la Guardia Civil, tanto a la familia afectada como a la plataforma”. Se preguntan si “será éste el dialogo que quiere tener el interlocutor del Banco Ceiss, o es que dado que no pueden callar la voz de la razón con dialogo nos quieren callar con denuncias y amenazas”.

Los hechos tuvieron lugar el pasado martes cuando la plataforma Stop Desahucios convocó a la ciudadanía a una protesta frente a esta entidad bancaria en solidaridad con una familia que no puede hacer frente a los pagos mensuales de la hipoteca precisamente porque el trabajador minero no percibe una nómina desde hace siete meses. La protesta tenía lugar un día antes de la reunión entre las partes.

El colectivo antidesahucios llama la atención por el hecho de que el propio banco hubiera designado a un interlocutor para negociar con la plataforma y la primera medida sean estas denuncias contra los manifestantes después de la protesta del martes. En la nota de prensa enviada hoy destacan que “no somos los ciudadanos los que hemos cometido la barbarie de dejar a gente sin casa sino esta entidad financiera”.

Stop Desahucios denuncia por su parte la política de la entidad bancaria con las familias afectadas por la hipoteca, “especialmente con aquellas que tienen en estos momentos un proceso judicial de ejecución y desahucio en marcha”. Mantienen la exigencia a la entidad para “que cumpla una serie de exigencias mínimas para encontrar una solución negociada al terrible drama social de los desahucios”, pero también se dirigen a las instituciones públicas “sin excepción”, y citan desde la Junta de Castilla y León, Diputación y Ayuntamientos, a los que hacen “responsables de esta dramática situación”, para que pongan en marcha “de inmediato las medidas que sean necesarias para evitar que más ciudadanos de la comunidad pierdan sus viviendas y se vean condenados a la marginación y la exclusión social”.

"Caja España ha sido rescatada con dinero público. Ha recibido cientos de millones de euros del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB). Sus responsables políticos y directivos se enriquecieron con la burbuja inmobiliaria. Pero su mala gestión, su corrupción e incompetencia, nos lo están haciendo pagar a todos”, destaca Stop Desahucios en un comunicado de prensa. Y lamentan que “a pesar de haber sido nacionalizada con dinero de todos, Caja España continúa desahuciando a familias y personas en grave riesgo de exclusión social”.

Stop Desahucios pide un interlocutor único para toda la comunidad que pueda negociar las daciones así como la paralización inmediata de los procesos de ejecución hipotecaria en curso con retirada de las demandas judiciales. Asimismo exige la negociación y aceptación de la dación en pago con extinción de deuda, la condonación de la misma para quienes hayan perdido sus casas, alquileres sociales con una cuota no superior al 20% de los ingresos y la eliminación de todas las clausulas abusivas, incluidas las cláusulas suelo.

728x90-cuenta-on-verde
happyending 728x90 jpg
Caperucita Roja Lateral

 

compramostucoche.es